This content is not available in your region

Europa se blinda ante ómicron de cara a la Navidad con más medidas y restricciones

Access to the comments Comentarios
Por Euronews en español
euronews_icons_loading
Europa se blinda ante ómicron de cara a la Navidad con más medidas y restricciones
Derechos de autor  Manu Fernandez/Copyright 2021 The Associated Press. All rights reserved.

Aumentan, de la mano de la propagación de ómicron, las restricciones y cancelaciones a lo largo y ancho de Europa. 

En Italia han sido canceladas todas las celebraciones públicas de Nochevieja, y las mascarillas volverán a ser obligatorias en el exterior. Todo ello a pesar de que en este país la tasa de vacunación es casi del 90 por ciento. La fecha a aplicar esta controvertida norma aún está por confirmar.

"Las mascarillas también serán obligatorias en el exterior", confirmaba el ministro de Sanidad Roberto Speranza, "y estamos trabajando en una disposición que exija una mascarilla FFP2, el tipo de mascarilla más protectora, para determinadas áreas como el transporte de larga distancia, el transporte público local, los cines, los teatros, los museos, los eventos deportivos en interiores e incluso los estadios".

La vacunación, imprescindible

En Dinamarca, a partir de este lunes, todo extranjero que entre en el país deberá presentar un test negativo, independientemente de que esté o no vacunado. Las escuelas, los teatros y los parques de atracciones están cerrados, aunque de momento el Gobierno no cree que sea necesario un cierre total, gracias precisamente a las vacunas de refuerzo.

Las elevadas tasas de vacunación también permiten celebrar la Navidad en Suecia, a pesar del rápido aumento de las nuevas infecciones y de la presión existente sobre el sistema sanitario.

"Gracias a la vacuna, las personas vacunadas pueden celebrar la Navidad con sus seres queridos de la misma manera que siempre", confirmaba la ministra de Sanidad de este país, Lena Hallengren. "Y gracias a la labor de vacunar a más personas y dar a todos una tercera dosis, probablemente podamos esperar tiempos más brillantes".

En Rumanía, miles de trabajadores del sector sanitario permanecen en huelga indefinida por sus condiciones salariales, a pesar de que la ola de ómicron ya es prácticamente un hecho, con el temor evidente a un colapso del sistema sanitario. Rumanía tiene la segunda tasa de vacunación más baja de la Unión Europea, con sólo un 40 por ciento de personas totalmente inmunizadas contra la COVID-19.