This content is not available in your region

Las Iglesias de Jerusalén se rebelan contra la colonización israelí

Access to the comments Comentarios
Por euronews/ AFP  con AFP
Imágen de archivo de una manifestación de colonos judios en Jerusalén
Imágen de archivo de una manifestación de colonos judios en Jerusalén   -   Derechos de autor  Lefteris Pitarakis/AP

"La identidad cristiana de Jerusalén está amenazada"; en la Ciudad Santa, las iglesias se levantan estos días contra los "radicales" judíos que se instalan en el barrio cristiano y amenazan un frágil equilibrio confesional.

Estos colonos israelíes están decididos a "librar a Tierra Santa de los profanos", como consideran ellos a los cristianos, dijo el Patriarca Ortodoxo Griego Teófilo III en una entrevista con la AFP en la Ciudad Vieja de Jerusalén, dividida en cuatro barrios históricos, el cristiano, judío, musulmán y armenio.

Su iglesia está inmersa en una batalla legal que dura 17 años y que dió un nuevo giro el 27 de marzo, cuando los colonos irrumpieron en el Hotel Petra, de su propiedad y gestionado por palestinos en la Puerta de Jaffa, la principal entrada a la Ciudad Vieja desde el barrio cristiano.

Colonos de la organización nacionalista israelí Ateret Cohanim, cuyo objetivo es "judaizar" Jerusalén comprando propiedades de forma a menudo opaca, irrumpieron en el hotel, según denuncia la Iglesia Ortodoxa Griega, pese a que no ha habido todavía ningún veredicto sobre esta disputa legal que se eterniza.

La iglesia llevó a Ateret Cohanim a los tribunales en 2005 tras la venta de tres de sus propiedades, incluido el hotel, que, según dice, se realizó sin su autorización, culpando a un abogado corrupto que "robó al patriarcado".

El Patriarca Teófilo III dijo que contaba con el apoyo del Estado israelí, que le había "prometido" tomar medidas para expulsar a los colonos.

Pero dos semanas después, los colonos seguían allí, para gran desesperación del jefe local de la Iglesia Ortodoxa Griega. Este último está decepcionado porque el gobierno israelí "no parece tener el poder ni la voluntad" de frustrar los planes de estos "radicales" judíos que "amenazan" la "identidad cristiana de Jerusalén".

AFP extracto intercambio
El hotel Petra, objeto de disputa entre la Iglesia Ortodoxa Griega y los colonos israelíesAFP extracto intercambio

Disminuir o eliminar

Si los colonos consiguen apoderarse legalmente de las tres propiedades de la Iglesia Ortodoxa Griega, podrán albergar a cientos de personas, "lo que cambiará por completo la naturaleza del barrio cristiano", afirma Hagit Ofran, de la organización israelí anticolonización Paz Ahora.

Estas propiedades del barrio cristiano, objetivo de los colonos, se han convertido en símbolos de la colonización israelí, que es ilegal según el derecho internacional.

Según la ONU, unos 300 colonos viven en la parte cristiana de la Ciudad Vieja de Jerusalén Este, sector palestino anexionado y ocupado ilegalmente por Israel desde 1967.

Ahora las Iglesias alzan la voz, al ver una aceleración de la colonización, pero también de los actos de vandalismo o de las agresiones anticristianas.

A la salida de la Ciudad Vieja, en el Monte de los Olivos donde se encuentran varias iglesias importantes, el Gobierno de Israel planea ampliar un parque, lo que llevaría a la expropiación de estos terrenos pertenecientes a estas instituciones cristianas.

Las tres comunidades afectadas (ortodoxos griegos, armenios y franciscanos) enviaron en febrero una carta muy contundente a las autoridades.

En los últimos años, no pudimos evitar sentir que varias entidades intentaban disminuir, si no eliminar, cualquier atributo no judío de la Ciudad Santa"
Comunidades ortodoxa griega, armenia y franciscana

En diciembre, Israel se enfadó por los comentarios del arzobispo de Canterbury, Reino Unido, y jefe de la Iglesia Anglicana, Justin Welby, diciendo que el aumento de los ataques y el vandalismo de los lugares sagrados era un "intento concertado" de alejar a los cristianos.

Israel denunció las acusaciones como "infundadas".

"Entorno judio con enclaves cristianos"

Para Hagit Ofran, de la organización israelí anticolonización Paz Ahora, el Gobierno hace lo mínimo, o incluso "protege a los colonos" a través de sus fuerzas policiales, que no los desalojan.

El Estado hebreo, que considera toda Jerusalén como su capital "indivisible", "quiere crear un entorno judío, con enclaves cristianos", acusa.

Extracto intercambio AFP
Soldados israelíes en un puesto de control en la Vía DolorosaExtracto intercambio AFP

El padre Nikodemus Schnabel, de la comunidad benedictina sobre el monte Sión, adyacente a la Ciudad Vieja, lamenta que el Estado "haga la vista gorda".

Su abadía de la Dormición ha sido objeto de actos vandálicos atribuidos a los colonos, que han aumentado en los últimos meses.

No hay que subestimar el "odio hacia los cristianos" incentivado por una minoría extremista en Israel y que promueve la colonización, advirtió este religioso católico, antes de añadir:

Qué aburrido sería que Jerusalén fuera sólo judía, cristiana o musulmana
Padre Nikodemus Schnabel de la Comunidad Benedictina del Monte Sión

Una reflexión que cobra todo su sentido este año, al coincidir la celebración judía de Pésaj, la cristiana de Pascua y la musulmana del Ramadán.