El tope al precio del gas mantiene dividida a la Unión Europea

Access to the comments Comentarios
Por Aida Sanchez Alonso
High voltage lines near the Cattenom Nuclear Power Plant in Cattenom, eastern France
High voltage lines near the Cattenom Nuclear Power Plant in Cattenom, eastern France   -   Derechos de autor  Jean-Francois Badias/Copyright 2022 The AP

Los precios del gas en Europa han caído por debajo de los 100€/MwH, el precio más bajo desde mediados de junio. Buenas condiciones meteorológicas y un almacenamiento de gas lleno son las principales razones de esta caída, que dará cierto alivio a los ciudadanos europeos.

Esto también significa que, temporalmente, algunas de las medidas que se acordaron no están en uso. Es el caso de la excepción ibérica, un tope al gas utilizado en España y Portugual para producir electricidad. "Hoy por hoy el mecanismo no es necesario que se aplique, porque el precio del gas está por debajo de ese tope que introdujimos en España y Portugal. Pero funciona como un reaseguro, si el precio del gas volviera a crecer, los consumidores españoles y portugueses están protegidos", ha explicado la ministra para la Transición Ecológica de España, Teresa Ribera, a su llegada al consejo de Energía en Luxemburgo.

Los ministros europeos de energía saben que la situación puede cambiar fácilmente por la volatilidad del mercado y que se necesitan medidas a largo plazo. Y esto es lo que han debatido, de nuevo, este martes.

Una de las propuestas que la Comisión Europea puso sobre la mesa la semana pasada consiste en introducir un límite al precio de las transacciones de gas natural. Este límite estaría vinculado al mercado virtual de Países Bajos, conocido como TTF  (Title Transfer Facility o Facilidad de Transferencia de Títulos) en el que se fijan los precios europeos. El Ejecutivo comunitario quiere que el tope sea dinámico, es decir, que el límite pueda cambiar diariamente.

"Si optáramos por un tope de precios de tipo dinámico, creo que la ventaja sería que podría evolucionar en función de algunas condiciones específicas del mercado. Así que tal vez se fijaría también en función del precio del gas en otros mercados mundiales en Asia, que es esencialmente la otra principal región con la que competimos para abastecernos de gas natural", ha detallado la investigadora del Centre for European Reform, Elisabetta Cornago.

Esta competencia es una de las principales críticas de quienes no quieren una limitación de precios. Principalmente Países Bajos y Alemania. Otros Estados miembros, como por ejemplo España, piden propuestas más concretas y más transparencia por parte de la Comisión Europea

Los ministros volverán a reunirse dentro de un mes, el 24 de noviembre, para dar el visto bueno a nuevas medidas para mantener los precios bajo control.