This content is not available in your region

La industria británica pide al Gobierno que actúe sobre los precios y el suministro de energía

La industria británica pide al Gobierno que actúe sobre los precios y el suministro de energía
La industria británica pide al Gobierno que actúe sobre los precios y el suministro de energía   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021
Por Reuters

Por Susanna Twidale

LONDRES, 7 oct – El Grupo de Usuarios Intensivos de Energía de Reino Unido (EIUG, por sus siglas en inglés) ha pedido al Gobierno y al regulador energético Ofgem que aborden los altos precios, que según ellos amenazan a las empresas, y que garanticen que el suministro no se interrumpe este invierno.

Los precios récord de la energía en Reino Unido ya han provocado que algunas empresas industriales, como las siderúrgicas y las plantas de fertilizantes, reduzcan su producción, dando lugar a advertencias sobre la posible escasez de alimentos este invierno.

“La cuestión no es sólo si el suministro de gas y electricidad seguirá disponible, sino también el precio. Los sectores que hacen un uso intensivo de la energía podrían verse excluidas del mercado”, afirmó el jueves la EIUG en un comunicado.

Los precios de la electricidad en Reino Unido van a superar los del invierno pasado, ya que los del gas han alcanzado una serie de máximos históricos.

La empresa británica National Grid, que gestiona la red de transmisión de electricidad en Inglaterra y Gales, dijo el jueves que esperaba un suministro de energía suficiente para satisfacer la demanda este invierno, pero afirmó que el suministro de electricidad podría ser escaso.

El EIUG, que representa a empresas como los fabricantes de acero, productos químicos, fertilizantes, papel, vidrio y cemento de Reino Unido, ha instado al Gobierno británico a poner en marcha medidas de emergencia para garantizar que el suministro de energía sea ininterrumpido y se suministre a precios asequibles.

“A más largo plazo, buscamos una revisión fundamental del conjunto de costes de descarbonización del gas y la electricidad a los que nos enfrentamos, que perjudican nuestra capacidad de competir a nivel internacional”, afirmó el EIUG.

Los costes de la energía se han visto impulsados por una serie de factores, como la reducción de los suministros de Rusia y el aumento del coste del dióxido de carbono, que tienen que pagar los grandes contaminadores industriales y que, en última instancia, se traslada a los consumidores de a pie.

El ministro de Energía británico afirmó que el país tendrá suficiente energía este invierno, en declaraciones realizadas durante un acto industrial celebrado el jueves.

También dijo que los objetivos de descarbonización del país, y el abandono del uso de combustibles fósiles en la generación de energía, conducirían en última instancia a unos precios de la energía más estables.