Amazon prepara el lanzamiento de satélites para competir con Starlink de Elon Musk

Amazon prepara el lanzamiento de satélites para competir con Starlink de Elon Musk
Amazon prepara el lanzamiento de satélites para competir con Starlink de Elon Musk Derechos de autor Thomson Reuters 2022
Derechos de autor Thomson Reuters 2022
Por Reuters
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

Por Akash Sriram

5 abr - Amazon.com Inc dijo que aseguró el lanzamiento de cohetes con tres empresas, mientras gasta miles de millones en la creación de una constelación de satélites para transmitir Internet de banda ancha que competirá con Starlink de Elon Musk.

El gigante del comercio electrónico dijo que su Proyecto Kuiper ha asegurado 83 lanzamientos en cinco años que incluye un acuerdo con Blue Origin, una empresa propiedad del fundador y presidente de Amazon, Jeff Bezos

La carrera por la difusión de Internet de banda ancha mediante miles de satélites de baja órbita está en plena ebullición, y SpaceX lleva la delantera a otros participantes. El proyecto Kuiper aún no ha puesto un satélite en el espacio

"Amazon está invirtiendo miles de millones de dólares en los tres acuerdos. En conjunto, es la mayor adquisición comercial de vehículos de lanzamiento de la historia", dijo un portavoz de Amazon a Reuters.

El contrato incluye 18 lanzamientos con los cohetes Ariane 6 de Arianespace, 12 lanzamientos con el New Glenn de Blue Origin y 38 lanzamientos con el cohete Vulcan Centaur fabricado por United Launch Alliance (ULA), una empresa conjunta entre Lockheed Martin y Boeing Co.

Juntos, proporcionarán capacidad para que la empresa despliegue la mayor parte de su constelación de satélites, dijo la compañía.

El proyecto Kuiper pretende usar más de 3.000 satélites en órbita terrestre baja para transmitir Internet de alta velocidad y baja latencia a clientes como hogares, empresas y organismos públicos.

Asegurar la capacidad de lanzamiento de múltiples proveedores reduce los riesgos asociados a las paradas de los vehículos de lanzamiento y ahorra costos que pueden repercutir en los clientes, dijo Rajeev Badyal, vicepresidente de tecnología del Proyecto Kuiper.

Teniendo en cuenta los retrasos a los que se ha enfrentado el New Glenn de Blue Origin, que aún no ha sido probado, hace los lanzamientos más arriesgados en comparación con los diseños "evolutivos" de Ariane 6 y Vulcan, dijo Austin Moeller, analista de Canaccord Genuity.

El motor BE-4 de Blue Origin, que también impulsará el cohete Vulcan, ha sufrido múltiples retrasos.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

¿Qué va a cambiar esta vez con el 'halving' de Bitcoin?

El nuevo pacto migratorio de la UE abre una "nueva era mortal de vigilancia digital"

The Cube: ¿El monedero digital de la UE va a acabar con nuestra intimidad?