Última hora

Última hora

Los profesores no quieren llevar pistola

Leyendo ahora:

Los profesores no quieren llevar pistola

Los profesores no quieren llevar pistola
Tamaño de texto Aa Aa

Los sindicatos de profesores estadounidenses rechazan portar armas como propone Trump.

El presidente estadounidense Donald Trump propuso en una reuniñón con padres de víctimas y supervivientes que llevar armas permitiría defenderse de cualquier ataque.

En el momento, en la Casa Blanca uno de los profesores presentes rechazó la idea que difunde la Asociación Nacional del Rifle.

Algunos profesores saben cómo combatir la violencia con violencia

Eric Blanchard Jefe de Policía de Aransas Pass, Texas

Trump insiste en su tesis de que una escuela sin armas atrae asesinos: "Hay que fortalecer nuestras escuelas, no debilitarlas. Una zona libre de armas para un asesino o alguien que quiere ser un asesino, es una tentación como un pastel a la puerta de un colegio".

Después de la masacre en Florida, los consejos escolares de todo el país están considerando métodos alternativos para rechazar a los atacantes.

El Jefe de Policía del pueblo tejano de Aransas Pass, Eric Blanchard, apoya la idea de armar a los profesores: "No estoy diciendo que todos los profesores tengan que estar armados, lo que estoy diciendo es que algunos profesores tienen capacidad saben cómo combatir la violencia con violencia".

Las redes sociales han respondido en ocasiones con ilustraciones y humor a las palabras de Trump.

La mayor parte de los profesores y sindicatos consideran que la presencia de armas solo haría que la escuela fuera más peligrosa. Es el caso de Becky Pringle, vicepresidenta de la Asociación Nacional de Educación: "Armar a los profesores no es una buena idea. Enseñé Ciencias en 8º grado durante 30 años. No me puedo imaginar tener que cargar con la responsabilidad de llevar un arma ... Lo que el presidente y otros me están describiendo me suena más a una cárcel, con los maestros como guardias armados y los estudiantes como prisioneros".

Familiares de las víctimas de varias masacres se han opuesto a la idea de la Asociación Nacional del Rifle que Trump respalda de introdudir armas en institutos y colegios.