Última hora

Última hora

Atrapados y hacinados en Moria en pésimas condiciones

Leyendo ahora:

Atrapados y hacinados en Moria en pésimas condiciones

Atrapados y hacinados en Moria en pésimas condiciones
Tamaño de texto Aa Aa

Cerca de 9.000 refugiados y migrantes luchan por sobrevivir dentro y fuera del campo de Moria, en la isla griega de Lesvos. Cientos de personas instalan sus tiendas de campaña en el suelo, donde permanecen expuestas al frío y a la lluvia.

Maryam Parsa, de 23 años, de Afganistán, es una de ellas. Llegó a la isla hace 7 días con su hijo y sus muchos sueños. Ella quiere vivir en Alemania pero, lamenta, Moria no es lo que esperaba encontrar en Europa. "Es muy malo. No hay suficientes médicos para nuestros hijos, no hay suficientes medicinas. No hay suficientes mantas, no hay suficiente comida. Nuestros hijos, todos se enferman. Esta no es una buena situación para nosotros. Si no nos dejan ir a Europa, entonces que hagan que esta situación sea buena".

A pocos metros, algunos adolescentes juegan al fútbol, sin embargo, Muhammad Raza, afgano, prefiere el karate. A pesar de su corta edad, ya que solo tiene 18 años, ya ha ganado medallas y desea convertirse en profesional después de mudarse a Francia.

Muhammad desafortunadamente comparte la decepción de Maryam con las condiciones de vida en Moria. "Pensé que sería un buen lugar para vivir, pero cuando vine aquí, vi que estaba equivocado. Cuando vi las tiendas, me quedé en shock".

Los activistas y las ONG llaman a Moria "la vergüenza de Europa" y piden a las autoridades que trasladen a los niños y otros refugiados vulnerables de Moria. El gobierno responde que se ha trasladado a alrededor de 4.000 en los últimos cuatro meses, sin embargo, más refugiados siguen llegando a la isla.