Última hora

Última hora

El rechazo a los presupuestos de Sánchez abre la puerta al adelanto electoral

El rechazo a los presupuestos de Sánchez abre la puerta al adelanto electoral
@ Copyright :
REUTERS/Sergio Perez
Tamaño de texto Aa Aa

El Congreso de España ha rechazado este miércoles los Presupuestos Generales del Estado del Gobierno socialista de Pedro Sánchez, en una decisiva votación que ha dejado las puertas abiertas a elecciones anticipadas.

Se prevé que después de la sesión del Consejo de Ministros de este viernes, Sánchez anunciaría la fecha a los comicios generales, según fuentes de la Moncloa.

La Cámara pidió la devolución del proyecto del Ejecutivo por 191 votos, con 158 en contra y una abstención.

Votaron en contra, por motivos diferentes, los conservadores del Partido Popular, los liberales de Ciudadanos y los partidos independentistas catalanes ERC y PDeCAT, mientras que socialistas, Unidos Podemos (izquierda) y los nacionalistas vascos apoyaron el proyecto presupuestario.

Los grupos parlamentarios votaban las enmiendas a la totalidad en la que los partidos independentistas eran determinantes para que las cuentas continuaran la tramitación parlamentaria o fueran devueltas al Gobierno.

Tras un debate parlamentario muy tenso y en el que ya se atisbaban aires preelectorales, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, lamentó la coincidencia del Pleno de los Presupuestos con el inicio del juicio por la intentona soberanista, una circunstancia que distorsiona el debate al centrar la exigencias de ERC y PDeCat en asuntos ajenos a las cuentas.

El rechazo podría derivar en un adelanto electoral que, en todo caso, corresponde anunciar el presidente del Gobierno, el socialista Pedro Sánchez, tras varios días de conjeturas en los medios sobre fechas posibles de los comicios.

Los medios españoles barajan el 14 y el 28 de abril como posibles fechas para celebrar las elecciones.

Lee | Pedro Sánchez podría convocar elecciones anticipadas si el Congreso español rechaza sus presupuestos

Tras la votación, Sánchez salió del Congreso sin hacer declaraciones sobre un eventual adelanto electoral a pesar de la insistencia de los periodistas.

La vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, reconoció recientemente que la legislatura, que debería terminar en junio de 2020, se podría acortar si los Presupuestos no salieran adelante en el Parlamento, como ocurrió hoy.

Lejos de centrarse solo en cuestiones económicas y financieras, el debate presupuestario giró en torno a asuntos políticos, fundamentalmente la situación de la región autónoma de Cataluña, gobernada por los independentistas, quienes exigen que se reconozca el "derecho de autodeterminación".

ERC y PDeCAT argumentaron que el Gobierno no avanza con unas mesas de diálogo que resuelvan lo que denominan "conflicto" político en Cataluña y urgieron más inversiones estatales en esa comunidad autónoma en función de su importancia en el Producto Interior Bruto español.

Esta es la segunda vez que unos Presupuestos Generales del Estado son rechazados en la democracia española, ya que en 1995 el Congreso se opuso a las cuentas de 1996 del Gobierno del socialista Felipe González, lo que provocó elecciones anticipadas.