Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.
Última hora

El Reino Unido refuerza su presencia militar en el estrecho de Ormuz

El Reino Unido refuerza su presencia militar en el estrecho  de Ormuz
Derechos de autor
Reuters
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

Toma medidas. El Gobierno del Reino Unido ha decidido aumentar su presencia militar en el golfo de Omán con el envío de un segundo buque de guerra. Así, pretende enviar un mensaje al régimen de Teherán en medio de la escalada de tensión entre unos y otros desde la detención del petrolero iraní Grace 1 cerca de Gibraltar la semana pasada. El carguero, que transportaba crudo y, supuestamente, navegaba hacia una refinería en Siria, fue detenido cerca del 'Peñón' por las autoridades británicas a petición del Gobierno de Estados Unidos.

"Después de las pruebas de laboratorio, se ha confirmado que la carga es de 2,1 millones de barriles de crudo ligero. No permitiremos que utilicen a Gibraltar o que sea, consciente o inconscientemente, cómplice en la violación de las sanciones de la UE u otras sanciones internacionales, o en cualquiera de los asuntos que nuestras leyes prohíben", declara Fabian Picardo, ministro principal de Gibraltar.

Irán urge al Reino Unido a liberar "lo antes posible" el petrolero retenido. Considera que las razones para detenerlo son "irrelevantes desde el punto de vista legal".

"Las sanciones de la UE tienen por objeto impedir que Europa compre el petróleo de Siria. No se trata de que otro país venda petróleo a Siria. Se trata de una excusa infantil y ridícula por parte de los británicos. Deberían anunciar oficialmente que están al servicio de Estados Unidos y que actúan en su nombre. Estados Unidos les ha devuelto el favor, insultando a su embajador y a su primer ministro", declara Mohamad Yavad Zarif, ministro de Asuntos Exteriores de Irán.

La tensión en el estrecho de Ormuz, por el que pasa casi un tercio del crudo mundial, ha aumentado en las últimas semanas debido a ataques de origen desconocido contra petroleros y a la destrucción de un avión no tripulado estadounidense, por parte de Irán, entre otros sucesos.