Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.
Última hora

AKK, delfín de Merkel y nueva ministra de Defensa de Alemania

AKK, delfín de Merkel y nueva ministra de Defensa de Alemania
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

Las tres mujeres más poderosas de Alemania han participado en la ceremonia de notificación del nombramiento de la nueva ministra de Defensa. Michael Müller, alcalde de la ciudad y Vicepresidente del Consejo Federal, ha entregado a Annegret Kramp-Karrenbauer el certificado oficial de su nombramiento en sustitución de Ursula Von der Leyen, flamante presidenta de la Comisión Europea. Junto a ellas ha estado en todo momento la canciller, Angela Merkel.

De 56 años y profundas convicciones católicas, Annegret Kramp-Karrenbauer, o AKK, como se la conoce en su país, está al frente de la CDU desde el pasado mes de diciembre y es la preferida de Merkel para que la suceda en la cancillería tras los comicios de 2021, a los que ya ha anunciado que no concurrirá.

En su nueva función, AKK tiene ante sí la difícil tarea de renovar el Ejército, ampliarlo e incrementar su presupuesto. Sin embargo, aunque este miércoles ha recibido el certificado de su nombramiento no jurará el cargo hasta dentro de unas semanas en una ceremonia que tendrá lugar en el Bundestag.

Muchas voces han criticado el nombramiento de Annegret Kramp-Karrenbauer como nueva Ministra de Defensa. Alexander Graf Lambsdorf, del opositor partido liberal, lo ha calificado de "insulto a las tropas". Ursula von der Leyen deja atrás una cartera difícil, envuelta en acusaciones de mala gestión financiera, en la que AKK deberá demostrar su valía. La mayoría de sus predecesores como ministros de Defensa no duraron mucho en el cargo.

Sorpresa en Alemania

El nombramiento de AKK ha sorprendido a muchos medios de comunicación, ya que se especulaba con la posibilidad de que la cartera de Defensa recayera sobre "pesos medios" de la CDU, como Peter Altmaier, ministro de Economía, o Jens Spahn, ministro de Sanidad.

Con este rápido movimiento, Angela Merkel pretende reforzar la imagen de su delfín, ya que, a pesar de que lleva siete meses al frente de la CDU, AKK está teniendo problemas para afianzar su liderazgo entre los barones del partido. Los pobres resultados de los conservadores alemanes en las pasadas elecciones europeas le acarrearon un aluvión críticas dentro del partido.