Última hora

Al menos 52 muertos tras un enfrentamiento entre bandas rivales en una cárcel brasileña

Al menos 52 muertos tras un enfrentamiento entre bandas rivales en una cárcel brasileña
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

Pelea mortal en una cárcel del estado amazónico de Pará, en el norte de Brasil. Al menos 52 presos han muerto este lunes al provocarse un enfrentamiento entre dos grupos rivales. Según ha confirmado el propio centro penitenciario 36 de ellos murieron a causa del humo provocado por los atacantes que iniciaron un incendio a la hora del desayuno, y 16, decapitados.

El ataque dentro de la prisión de Altamira ha chocado a la opinión pública debido a su ferocidad.

"Fue un ataque localizado y orientado a exterminar integrantes de una facción rival. Ellos (los atacantes) entraron, mataron y prendieron fuego", afirmó el secretario y dirigente de la Superintendencia del Sistema Penitenciario del Pará (Susipe), Jarbas Vasconcelos, en declaraciones a la prensa.

La pugna comenzó sobre las 7.00 hora local, cuando los agentes carcelarios servían el desayuno a los reclusos.

Minutos después, presidiarios de un segundo pabellón, quienes pertenecen a una facción criminal con ramificaciones en todo el territorio brasileño, habrían irrumpido en el local e iniciado un ataque con "armas artesanales", en su mayoría cuchillos, contra los integrantes de la organización rival, más implantada localmente.

Durante la acción, dos agentes carcelarios fueron capturados como rehenes, pero fueron liberados horas después sin heridas de gravedad.

Equipos de socorro, de la Policía Militarizada, Civil y del Juzgado del estado se dirigieron al lugar de los hechos y finalmente lograron poner fin al motín.

Según algunas fuentes, el enfrentamiento sería un capítulo más de la guerra de los narcos por el control de la droga en la región de Pará.

Familiares de algunos de los reclusos habían realizado a finales del pasado mayo protestas y peticiones para que las autoridades transfiriesen integrantes de una de las facciones a otras unidades de detención.

Pero según Vasconcelos no había ningún "indicativo" de los servicios de Inteligencia sobre una posible pugna entre las dos bandas y, por eso, no estaba prevista la transferencia de presos a otros complejos carcelarios

La tragedia, que es la segunda mayor masacre en presidios brasileños en lo que va de 2019, vuelve a abrir debate sobre las precarias condiciones de los prisiones en Brasil, el tercer país con más reclusos en el mundo detrás de Estados Unidos y China. El pasado mayo, una cadena de enfrentamientos provocaba 55 muertos en menos de 48 horas también en el norte de Brasil.

Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.