Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.
Última hora

El Dáesh reinvindica el ataque que causó más de 60 muertos y cerca de 200 heridos durante una boda

El Dáesh reinvindica el ataque que causó más de 60 muertos y cerca de 200 heridos durante una boda
Derechos de autor
REUTERS/Mohammad Ismail
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

El grupo terrorista Dáesh ha reivindicado el ataque suicida que ha causado decenas de muertos y heridos tras la explosión de una bomba en una boda en Kabul.

El ataque suicida se produjo durante la noche del sábado, en la recepción masculina de una boda celebrada en el oeste de la capital afgana. Todavía nadie ha reclamado la autoría del bombardeo que ha dejado al menos 63 muertos y 182 heridos, según el último balance oficial de la policía.

"La explosión se produjo cerca del escenario donde estaban los músicos. Todos los jóvenes, niños y toda la gente que estaba allí murieron... Algunos resultaron heridos, ahora están en los hospitales, y otros han muerto!", cuenta uno de los testigos.

El ataque ha despertado una ola de indignación en Kabul. El jefe del Gobierno, Abdullah Abdullah, calificó el "odioso e inhumano" ataque de crimen contra la humanidad al tiempo que presentó sus condolencias a las familias de las víctimas.

Por su parte, el portavoz de la Oficina Presidencial, Sediq Sediqqi, denunció en la red social Twitter estar "destrozado" por el ataque suicida. "Estoy destrozado por las noticias del ataque suicida dentro de una sala de bodas en Kabul. Se trata de un crimen odioso contra nuestra gente, ¿cómo es posible entrenar a un humano y pedirle que se haga explotar en una boda?", se interrogó Sediqqi.

Algunos testigos aseguran que la celebración la realizaban miembros de la minoría chiita musulmana, repetidamente atacada a lo largo de los años por militantes sunitas como los talibanes y el Estado Islámico tanto en Afganistán como en el vecino Pakistán.

El miércoles de la semana pasada, al menos 14 personas murieron y otras 145 resultaron heridas un ataque talibán con un vehículo cargado de explosivos contra una comisaría también en Kabul.