Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.
Última hora

Los misiles iraníes siguen provocando el enfado de Estados Unidos

Los misiles iraníes siguen provocando el enfado de Estados Unidos
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

Durante meses, Washington y Teherán han estado envueltos en un enfrentamiento sin fin a la vista. Desde que se retiró unilateralmente del acuerdo nuclear con Irán, Estados Unidos ha impuesto sanciones aplastantes a la economía del país en un intento de obligar a los iraníes a negociar un nuevo acuerdo. En respuesta, Irán ha estado haciendo retroceder sus compromisos en el documento advirtiendo a sus otros signatarios de que les queda muy poco tiempo para salvar el Plan de Acción Integral Conjunto. Pero más allá de sus políticas nucleares, Estados Unidos tiene otras preocupaciones sobre Irán, lo que está alimentando las tensiones entre las dos naciones.

Estados Unidos siempre ha mostrado su preocupación por las políticas iraníes, principalmente por sus intenciones nucleares. Pero el desarrollo y el uso de su arsenal de misiles es lo que ha llevado a las dos naciones a estar más cerca de un conflicto.

El mes pasado Teherán probó un nuevo sistema de misiles tierra-aire móvil de largo alcance, el Bavar-373. El uso de un misil similar en junio intensificó las tensiones entre los dos países cuando Irán derribó un dron estadounidense que, según las autoridades iraníes, violaba el espacio aéreo de Irán.

Donald Trump llamó de nuevo a un ataque en represalia a los últimos eventos, pero Estados Unidos ve el programa de misiles iraní como una provocación.

Sin embargo, para una parte de la sociedad iraní, Washington y sus aliados en la región son la razón por la que Teherán se siente obligado a construir estos misiles.

El general Hossein Alaei, excomandante naval de la Guardia Revolucionaria, explica que "se ven aviones y satélites estadounidenses espiando constantemente el espacio aéreo iraní, por lo que Irán debe defenderse y mantener su cielo seguro, mantener a su pueblo seguro."

El hecho de que el acuerdo nuclear iraní no aborde el desarrollo continuo del arsenal de misiles balísticos del país, fue una de las razones dadas por el presidente Donald Trump cuando se retiró de lo que él describió como "el peor acuerdo de la historia". Irán ha estado desarrollando misiles balísticos desde su guerra con Irak en los 80, y Teherán ha dicho tener uno de los inventarios más importantes de Oriente Medio.

A la preguna de cómo sería una guerra con Irán, el profesor de la Universidad de Teherán Foad Izadi responde que "sería muy muy muy feo. Las capacidades militares de Irán son bastante extensas. Irán experimentó 8 años de guerra con Irak en los ochenta y en aquél tiempo Irán dependía de equipamiento militar extranjero. Desde que hubo un embargo, Irán sufrió mucho. Así que después de la guerra, en los últimos 30 años, Irán se ha concentrado en desarrollar sus propias capacidades militares", concluye.

Respecto a si Donald Trump tiene razones para perseguir una campaña de "presión máxima" para frenar las ambiciones militares de Irán, Foad Izadi considera que lo único que la estrategia está logrando es dividir a los iraníes.

"Toda la gente joven en Irán decía que necesitábamos un acuerdo con Estados Unidos y que necesitábamos mejorar las relaciones con Occidente" -explica Izadi. -Ahora se están dando cuenta de que eso no está funcionando y no están culpando de ello a Rohaní sino a Trump. Un conflicto militar con Irán sería el peor escenario posible del colapso del acuerdo nuclear."

Los analistas coinciden en que tal confrontación tendría un impacto devastador en el país y en toda la región. Teherán ha dicho en repetidas ocasiones que no está buscando la guerra, pero las autoridades iraníes parecen querer estar preparadas en caso de que así sea.