Última hora

"Señora Aung San Suu Kyi, ¿está usted defendiendo lo indefendible?"

"Señora Aung San Suu Kyi, ¿está usted defendiendo lo indefendible?"
Derechos de autor
REUTERS/Yves Herman
Tamaño de texto Aa Aa

- "Buenos días, señora Suu Kyi, ¿está usted defendiendo lo indefendible?"

La pregunta lanzada al aire por un periodista a la llegada a la Corte Internacional de Justicia de la líder birmana se clava como un cuchillo en la reputación de la Premio Nobel de la Paz e icono de la lucha pacífica por la Democracia. Líder de facto del Gobierno birmano, Aung San Suu Kyi está en La Haya en calidad de ministra de Exteriores para defender a su país de las acusaciones de genocidio contra la minoría musulmana de los rohinyá: atroces asesinatos, violaciones, quema de pueblos y aldeas... El caso se abrió a instancias de Gambia, con el apoyo de otros países musulmanes.

- "Todo lo que pide Gambia es que Birmania detenga estos asesinatos sin sentido", explicaba ante la Corte el ministro gambiano de Justicia. "Que ponga fin a estos actos de barbarie y brutalidad que han conmocionado y siguen conmocionando nuestra conciencia colectiva. Que detenga este genocidio de su propio pueblo."

En su intervención, Suu Kyi ha afirmado este miércoles que las expulsiones masivas que tuvieron lugar durante la guerra de los Balcanes no fueron consideradas genocidio, y ha recordado que los problemas con la minoría rohinyá no son de hoy, sino que vienen de siglos atrás.

Nada apunta, pues, a que en su declaración ante el Tribunal (la vista dura tres días) cambie la versión oficial de lo ocurrido en el estado de Rakhine en la segunda mitad de 2017, cuando los militares lanzaron una campaña "antiterrorista" en respuesta a los ataques perpetrados por milicias rohinyás. La operación provocó la huida de casi 750.000 personas al vecino Bangladés. Atrás dejaron aldeas enteras reducidas a cenizas e historias terribles que conmocionaron al mundo cuando salieron a la luz. Según la ONU, en esas semanas fueron asesinadas al menos 750 personas por el ejército birmano.

Como un espejo, las dos versiones de los mismos hechos se han encontrado a las puertas del tribunal, donde se han concentrado decenas de partidarios y detractores del Gobierno birmano.

- "Creemos que hoy es el comienzo de la justicia para el pueblo Rohinyá. Un día histórico para los rohinyás", explicaba Hla Kyaw, presidente del Consejo de los royinyás de Europa.

- "Tenemos plena fe y confianza en nuestra líder, Aung San Suu Kyi. Ella sacrificó su vida, su familia, por el bien de nuestro país y de nuestro pueblo", explicaba un simpatizante de la Premio Nobel de la Paz.

Lo cierto es que Aung San Suu Kyi nunca ha criticado la brutal campaña contra los rohinyás lanzada por los militares, los mismos a los que ella combatió durante décadas ganándose el respeto de las democracias de todo el mundo.

Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.