Última hora
This content is not available in your region

Alarma en la Unión Europea ante el cierre de las fronteras internas

euronews_icons_loading
Alarma en la Unión Europea ante el cierre de las fronteras internas
Derechos de autor  John Thys/ EU
Tamaño de texto Aa Aa

Las fronteras se cierran, una tras otras, a medida que el coronavirus avanza.

En la frontera polaca se han formado largas colas de coches y camiones, desde que el pasado viernes decidiera imponer controles.

Y en Bruselas hay preocupación. La presidenta de la Unión Europea considera que la libre circulación de mercancias es esencial para hacer frente a la crisis. "He mantenido varias conversaciones telefónicas con el primer ministro de Polonia", ha explicado Ursula von der Leyen. "Y ha dicho que están trabajando en este momento y en primer lugar en una vía rápida, en la apertura de un corredor que es importante para los camiones."

Polonia no es un caso único. Al menos diez Estados miembros han introducido controles fronterizos. Y para hacer frente a la situación, la Unión Europea ha decidido cerrar sus fronteras exteriores, por primera vez en su historia. El objetivo es limitar la entrada del coronavirus y así, con más garantías, convencer a los países para que renuncien a los controles en las fronteras internas.

Pero el sector del transporte tiene otro problema, los camioneros son también víctimas del coronavrius. "La semana pasada tuvimos que repatriar a un conductor desde Italia", explica Ákos Sódar, transportista húngaro de la compañía Speed ​​Log. "Se supone que deberíamos cambiar de conductores este fin de semana. Pero cinco de ellos ya nos han hecho saber que no tienen la intención de trabajar mientras dure la epidemia. Creo que a partir de la próxima semana la mitad de la flota se detendrá debido a la falta de conductores".

Hasta ahora, el coronavirus ha puesto a prueba los sistemas sanitarios, pero el cierre de las fronteras podría dejar a algunos países no sólo sin equipos médicos, también sin otros bienes de primera necesidad.