Última hora
This content is not available in your region

Francia y Alemania proponen un plan de recuperación de 500.000 millones de euros

euronews_icons_loading
Francia y Alemania proponen un plan de recuperación de 500.000 millones de euros
Derechos de autor  Kay Nietfeld/(c) dpa-Pool
Tamaño de texto Aa Aa

Francia y Alemania proponen un plan de recuperación de 500.000 millones de euros para las economías europeas azotadas por la pandemia de COVID19.

El presidente francés, Emmanuel Macron, y la canciller alemana, Angela Merkel, han ofrecido una comparecencia conjunta y por videoconferencia para explicar la "iniciativa franco-alemana para responder a la crisis de COVID-19 a nivel europeo, en los ámbitos de la salud, la recuperación económica, la transición medioambiental y digital, y la soberanía industrial".

Su anuncio llega tras semanas de debate sobre cómo desplegar los miles de millones de euros necesarios para poner fin rápidamente a la recesión.

El fondo, dicen, vendrá de subvenciones no reembolsables de la Unión Europea. "Europa debe permanecer unida, por eso se trata de una rápida recuperación económica y por eso queremos crear un fondo temporal de 500.000 millones de euros, será un gasto del presupuesto, es decir, no son préstamos sino gasto presupuestario para los sectores y regiones más afectados", ha dicho Merkel.

Para el presidente francés Emmanuel Macron, la creación de una "Europa de la salud debe convertirse en la prioridad", y asegura que los países que se beneficien del plan de recuperación no tendrán que devolver la ayuda.

Reconoce que queda mucho por hacer, incluido recibir el visto bueno de los 27 a esta propuesta. "Nuestra iniciativa tiene cuatro pilares: protección de la salud, estímulo fiscal, transición ecológica y soberanía económica, y estoy convencido de que la base esencial para reconstruir nuestras vidas, nuestras economías, nuestras sociedades pasa por esta estrategia".

Divisiones entre el norte y el sur de Europa

El planteamiento franco-alemán recoge también la emisión de deuda europea por parte de la Comisión Europea.

Para la jefa del Ejecutivo comunitario, Ursula von der Leyen, este plan de estímulo va en la dirección de la propuesta en la que trabaja la Comisión Europea, que espera proponer un presupuesto que podría utilizarse para desencadenar un estímulo por valor de un billón de euros.

Se espera que la medida suscite objeciones en varios Estados miembros, entre ellos Holanda y Dinamarca, que se han opuesto anteriormente a la creación de los denominados "coronabonos".

A pesar del reconocimiento generalizado de que los países más afectados no podrán reparar los daños económicos por sí solos, las divisiones entre los miembros de la UE sobre cómo elaborar una respuesta general han obstaculizado hasta ahora la adopción de medidas amplias.

Se prevé que la economía de la eurozona en general se contraiga un 7,7% este año, pero los daños podrían ser peores en Italia y Grecia, que podrían ver sus economías contraerse casi un 10%, provocando una cascada de quiebras y pérdidas de puestos de trabajo.