Última hora
This content is not available in your region

Reino Unido, Alemania y la OTAN, muestran su apoyo a Navalni

euronews_icons_loading
Reino Unido, Alemania y la OTAN, muestran su apoyo a Navalni
Derechos de autor  AP Photo/Pavel Golovkin, File
Tamaño de texto Aa Aa

El Kremlin dice confiar en que la situación del opositor ruso Alexei Navalni no dañe las relaciones con Occidente.

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, aseguró: "No tenemos motivos para dudar del hallazgo de los médicos en el hospital y lo que necesitamos ahora es una investigación transparente para averiguar qué sucedió y asegurarnos de que los responsables rindan cuentas".

Delaración que sigue la estela de la realizada por el gobierno alemán que considera “bastante probable” que Navalni haya sido objeto de un envenenamiento deliberado.

El primer ministro británico Boris Johnson asegura en untuit que "el envenenamiento de Navalni ha sacudido al mundo", que el Reino Unido le apoya a él y a su familia y que los responsables deben rendir cuentas a la justicia.

Mientras, el gobierno ruso cuestiona el diagnóstico de los médicos alemanes. El portavoz del presidente Vladímir Putin niega el envenenamiento de Navalni.

Dimitri Peskov aseguró: "Estamos categóricamente en contra de que alguien etiquete esta situación actual, llamándola envenenamiento, cuando es algo que aún no está confirmado como envenenamiento. Este es un ciudadano ruso que está en coma, y nos gustaría saber cuál fue la razón de este coma".

Navalni enfermó mientras volaba de Siberia a Moscú, lo que obligó al piloto a hacer un aterrizaje de emergencia en Omsk.

Allí los médicos rusos aseguraron que el colapso de Navalni se debía a un desorden metabólico, sin explicar su causa.

Trasladado al hospital universitario de La Charité en Berlín los médicos alemanes apuntan a una intoxicación de Navalni con una sustancia inhibidora de la enzima colinesterasa.