Última hora
This content is not available in your region

Portugal elige el domingo a su presidente en un contexto de crisis sanitaria y social

Access to the comments Comentarios
Por Beatriz Beiras  & Filipa Soares
euronews_icons_loading
Carteles de candidatos a la elección presidencial en una calle de Lisboa, Portugal 19/1/2021
Carteles de candidatos a la elección presidencial en una calle de Lisboa, Portugal 19/1/2021   -   Derechos de autor  Armando Franca/Copyright 2021 The Associated Press. All rights reserved
Tamaño de texto Aa Aa

Afonso Cardo y Tomás Pereira estudian Ciencias Políticas, en la Universidad de Minho, en Portugal. Estos días solo hay tema de conversación: las elecciones presidenciales que se celebran el domingo.

Todos los sondeos pronostican una victoria aplastante del actual presidente Marcelo Rebelo de Sousa, apoyado por el PSD de centro-derecha y el CDS democristiano. También cuenta con el apoyo no oficial del secretario general del Partido Socialista y primer ministro, António Costa.

Afonso Cardo ve así la jugada:

"Apoya al presidente Marcelo, precisamente porque se prevé que gane. No quería perder el impulso que perdería con una derrota, y quería seguir teniendo el favor del Presidente, más o menos."

Tomás Pereira afina un poco más:

"Cuanto mayor sea el margen de la victoria del presidente Marcelo Rebelo de Sousa, más significativa será. Y si esto se combina con un resultado de votos precario y frágil para los socios de izquierda del Partido Socialista, se reforzará la capacidad negociadora del primer ministro António Costa con la izquierda."

El partido socialista gobierna el país en minoría, apoyado en acuerdos con los partidos de izquierda, pero ha perdido el apoyo del Bloque de Izquierda en la última votación de los presupuestos.

José Palmeira es profesor de Ciencias Políticas de la Universidad de Minho, este es su análisis:

"Creo que para el Partido Socialista será interesante que, a pesar de todo, Marcelo Rebelo de Sousa no tenga un gran resultado, para que no se sienta tan apoyado. Porque esto podría provocar un desequilibrio en las relaciones de poder entre la Presidencia y el Gobierno."

Portugal se enfrenta a una de las peores olas de la pandemia del mundo, la crisis social y económica puede dificultar aún más los esfuerzos del Gobierno minoritario.

José Palmeira explica cómo funciona la relación entre el presidente y el primer ministro en el sistema portugués:

"El papel del Presidente de la República podría verse reforzado en la próxima legislatura si, por ejemplo, se produce una crisis política. En un escenario en el que el Gobierno deba ser sustituido antes del final de su mandato, antes del final de la legislatura, el papel del presidente es fundamental. Tendría que mediar, por así decirlo, en la formación de una mayoría parlamentaria de apoyo al Gobierno."

Filipa Soares, corresponsal de Euronews, desde Braga, en el norte de Portugal:

"Con Portugal sumido en un nuevo bloqueo, se teme que la participación en las elecciones presidenciales, el próximo domingo, sea aún más baja que en las anteriores y tenga un impacto en los resultados".