Última hora
This content is not available in your region

Estados Unidos ataca un vehículo kamikaze que se dirigía al aeropuerto de Kabul, según Pentágono

Access to the comments Comentarios
Por Blanca Castro  & Euronews en Español con Agencia Efe
euronews_icons_loading
Marines y militares alemanes inspeccionan una puerta de entrada en el Aeropuerto Internacional en Kabul, Afganistán, el 19 de agosto de 2021.
Marines y militares alemanes inspeccionan una puerta de entrada en el Aeropuerto Internacional en Kabul, Afganistán, el 19 de agosto de 2021.   -   Derechos de autor  Foto proporcionada por el Cuerpo de Marines de Estados Unidos vía AP
Tamaño de texto Aa Aa

La nueva explosión registrada en Kabul se trató de un nuevo ataque militar de Estados Unidos contra un vehículo kamikaze que presúntamente se dirigía al aeropuerto con el fin de realizar un nuevo atentado, confirma el Departamento de Defensa.

El portavoz del Comando Central de Estados Unidos (CENTCOM), capitán Bill Urban, confirmó que la misión se llevó a cabo este domingo en una zona residencial cerca del aeropuerto. A bordo del coche viajaban supuestos miembros del grupo terrorista ISIS-K.

El ataque con dron ha dejado al menos 5 muertos, entre ellos niños, según informan varias agencias de noticias. Una vez que el misil impactó contra el vehículo, hubo "explosiones secundarias significativas", lo que indica que el vehículo transportaba "una cantidad sustancial" de material explosivo, de acuerdo con Urban.

Previamente, la Casa Blanca había advertido del peligro "inminente" de un nuevo ataque terrorista en el aeropuerto donde Estados Unidos continúa con su evacuación hasta este martes.

Tras el doble atentado ocurrido el jueves, el presidente Joe Biden había prometido castigar a los responsables, en este caso al grupo yihadista ISIS-K, que reivindicó los ataques en las afueras del aeropuerto que dejó al menos de 180 muertos, incluidos militares estadounidenses, y más de un centenar de heridos.

El sábado, el Pentágono confirmó la muerte de dos militantes del ISIS-K en su primera misión tras prometer venganza. En menos de 48 horas se vence el plazo marcado por Biden para la retirada. Los talibanes también exigen a los estadounidenses y sus aliados abandonen por completo el país para el 31 de agosto.