Última hora
This content is not available in your region

Exclusiva | Las mujeres de Kabul reclaman sus derechos ante la llegada de los talibanes

Access to the comments Comentarios
Por Anelise Borges  & Euronews en español
euronews_icons_loading
Euronews/ Anelise Borges con una manifestante
Euronews/ Anelise Borges con una manifestante   -   Derechos de autor  Euronews
Tamaño de texto Aa Aa

Coreando y blandiendo sus consignas en folios, decenas de mujeres han marchado, desafiantes, por las calles de Kabul. Piden que el nuevo régimen talibán respete sus derechos, conseguidos durante la presencia de las tropas occidentales en Afganistán.

Y que las incluyan en el Gobierno que podrían presenta este sábado.

Anelise Borges, enviada especial de Euronews al país, ha estado con ellas.

Si los talibanes son de fiar ¿por qué se han marchado los occidentales?

"Somos iguales. Debemos participar en la toma de decisiones en política, educación, trabajo. Todo el mundo aquí tiene derechos. No podemos quedarnos calladas en casa.

"Después de que se establezca el Gobierno, los talibanes no confiarán en nosotras. No nos dejarán venir. Serán los mismos talibanes de hace veinte años. Nosotras no podemos confiar en ellos. Si Estados Unidos y otros países confían en ellos, ¿por qué evacuaron a su gente? ¿Por qué? Eso me asustó. Eso asustó a todas las chicas aquí".

Metidas en casa

Una manifestación similar ha tenido lugar en la ciudad de Herat, al oeste del país. Y otras protestas podrían estar coordinándose en más provincias. Las mujeres han sido borradas del mapa desde la llegada al poder de los talibanes el pasado quince de agosto.

"Muchas culpan a la comunidad internacional por abandonar Afganistán y no asegurarse de que sus derechos serían respetados", comenta Borges. "Ahora intentan ir hasta el ministerio del Interior. Pero hemos visto a muchos talibanes en la calle diciendo que no deberían estar aquí, que deberían marcharse a casa. Su lugar es su hogar".

Como el de las funcionarias, que seguirán recibiendo su sueldo a domicilio, aseguran, pero sin salir de él para ir a trabajar. Los radicales islámicos anunciaron que el nuevo ejecutivo sería inclusivo, con representación de todas las etnias. Respecto al papel de las féminas, habrá que esperar, dicen, para ver las nuevas directrices.

Las promesas talibanes

Este miliciano pide regresar a sus compatriotas que huyeron del país.

"Todos los afganos están seguros aquí. "Hemos anunciado el perdón para todos, sean o no criminales. Vidas, propiedades, todo está a salvo. Serviremos al Islam y luego serviremos al país. Este es nuestro deber. Y los que se han ido deberían volver a su país. Porque es como una madre también para nosotros. Deberían volver para construir el país todos juntos".

La única certeza es que Afganistán estará regido por la ley islámica o sharía, lo que da pocas esperanzas a las aspiraciones femeninas. Los países occidentales han cortado el flujo de ayuda económica hasta ver si los talibanes respetan los Derechos Humanos, incluidos los de las mujeres, y no dan refugio a terroristas.

Una medida que profundiza la crisis, en un momento en el que los precios de alimentos y productos básicos se dispara ante la escasez y la alta demanda.