This content is not available in your region

Moscú reintroducirá restricciones tras dispararse los casos y las muertes por COVID-19

Access to the comments Comentarios
Por Reuters
Moscú reintroducirá restricciones tras dispararse los casos y las muertes por COVID-19
Moscú reintroducirá restricciones tras dispararse los casos y las muertes por COVID-19   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021

MOSCÚ, 21 oct – Moscú reintroducirá restricciones frente a la propagación del COVID-19 a partir del 28 de octubre, anunció el jueves su alcalde Sergei Sobyanin, tras lo que supermercados y farmacias serán los únicos comercios autorizados a permanecer abiertos en un esfuerzo por reducir el creciente número de infecciones y muertes causadas por la enfermedad.

La decisión se produce un día después de que el presidente ruso, Vladimir Putin, aprobara el cierre de centros de trabajo en todo el país durante una semana, del 30 de octubre al 7 de noviembre, añadiendo que los líderes regionales podrían introducir otras medidas a su discreción.

El jueves, Rusia informó de 1.036 muertes relacionadas con el coronavirus en las últimas 24 horas, así como de 36.339 nuevos contagios, constituyendo ambas cifras sendos récord diarios desde el comienzo de la pandemia en el país.

El Kremlin ha achacado este repunte al escaso avance de la campaña de vacunación y a la apatía de la población, instando a los rusos a vacunarse.

El alcalde de Moscú ya había anunciado cuatro meses de permanencia en casa para los mayores de 60 años no vacunados.

El jueves, Sobyanin dijo que todos los comercios de la capital rusa cerrarán a partir del 28 de octubre, excepto los que venden productos esenciales, como supermercados y farmacias.

Los bares y restaurantes se verán obligados a cerrar, pero podrán seguir prestando servicios de comida para llevar y de reparto, escribió Sobyanin en su página web personal.

Las escuelas y las guarderías también deberán suspender su actividad, añadió.

Los teatros y museos quedaron excluidos de la medida y se les permitirá seguir abiertos siempre que limiten el número de visitantes, que deberán llevar máscaras y presentar códigos QR en sus teléfonos móviles para demostrar que se han vacunado o que se han recuperado de la enfermedad.

El gobernador del óblast de Moscú, Andrei Vorobyev, declaró que se aplicarán restricciones similares en toda el territorio de la región.