This content is not available in your region

Hungría convierte la fiesta del levantamiento en una campaña electoral llena de ataques de Orbán

Access to the comments Comentarios
Por Euronews
euronews_icons_loading
Hungría convierte la fiesta del levantamiento en una campaña electoral llena de ataques de Orbán
Derechos de autor  Laszlo Balogh/Laszlo Balogh

Era la conmemoración del levantamiento húngaro de 1956 contra la dominación soviética, pero más bien parecía un acto de campaña electoral. Hungría ya tiene la vista puesta en las elecciones del próximo año y el primer ministro húngaro, el derechista Viktor Orban, se ha dado un baño de masas.

"Bruselas nos habla y se comporta con nosotros y con los polacos como si fuéramos enemigos. Tenemos una sensación de déja vu, el aire de la doctrina Brezhnev está recorriendo Europa", denunció.

Además de sus ataques a la Unión Europea, Orbán aprovechó para criticar a la oposición, una coalición que ha descrito como un complot del ex primer ministro Gyurcsány que pretende ser lugarteniente de George Soros y de Bruselas.

A pesar de que la oposición conjunta eligió la semana pasada a un candidato conservador a primer ministro, el gobernante Fidesz y sus partidarios en la Marcha de la Paz alzaron su voz contra el regreso de la izquierda, atacando al ex primer ministro socialista Ferenc Gyurcsány. Mientras tanto, a unos cientos de metros, los partidos de la oposición subrayaron que quieren acabar con el régimen de Viktor Orbán".

Seis partidos de la oposición celebraron un mitin de campaña bajo el nombre de "Unidos por la Hungría libre". Su candidato Péter Marki-Zay dijo que "igual que tuvieron que estar unidos en 1956 para derrotar al Ejército Rojo, ahora nosotros también tenemos que estar unidos. No debemos ver quién está a nuestro lado, sino quién está frente a nosotros. Sólo podemos ganar si estamos unidos".

Ambos bandos intentan movilizar a sus partidarios para la cita electoral que supondrá el mayor desafío al poder de Orbán desde 2010.