This content is not available in your region

El carbón, en el punto de mira de la COP26, que espera nuevas promesas de energía limpia

Access to the comments Comentarios
Por Reuters
El carbón, en el punto de mira de la COP26, que espera nuevas promesas de energía limpia
El carbón, en el punto de mira de la COP26, que espera nuevas promesas de energía limpia   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021

Por Kate Abnett y Simon Jessop

GLASGOW, 4 nov – Los representantes de los Gobiernos presentes en la conferencia de la ONU sobre el clima que se celebra en Glasgow se centrarán el jueves en la lucha contra la adicción de la economía mundial a los combustibles fósiles, con una serie de nuevos compromisos destinados a frenar la producción y el uso de petróleo, gas y carbón.

Los anuncios previstos pretenden acelerar la transición a formas de energía más limpias que, según científicos y  dirigentes de todo el mundo, son necesarias para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y evitar los peores efectos del cambio climático.

Sin embargo, las promesas también podrían poner de manifiesto las persistentes divisiones entre las naciones ricas, que abogan por un rápido fin de los combustibles sucios de la revolución industrial, y los países en desarrollo, más pobres, que dependen del carbón y otros combustibles fósiles para crecer.

Entre los anuncios, se espera que Polonia, Vietnam, Chile y otros países se comprometan a eliminar gradualmente la generación de energía a base de carbón y a dejar de construir nuevas plantas, en un acuerdo que, según los anfitriones británicos de la COP26, comprometería a 190 naciones y organizaciones a dejar el combustible.

No estaba claro si el acuerdo incluiría a países como China, India, Indonesia y Turquía, que tienen previsto construir numerosas centrales eléctricas de carbón. En septiembre, China declaró que dejaría de financiar centrales de carbón en el extranjero, aunque el compromiso no incluía los proyectos nacionales.

Por otra parte, al menos 19 países tienen previsto comprometerse en la cumbre del jueves a dejar de financiar públicamente proyectos de combustibles fósiles en el extranjero para finales del próximo año, según dos personas familiarizadas con las conversaciones.

También es posible que más países se unan a la Alianza Más Allá del Petróleo y el Gas (BOGA por sus siglas en inglés, Beyond Oil and Gas Alliance). Esta iniciativa compromete a sus miembros a eliminar progresivamente la producción de combustibles fósiles dentro de sus propias fronteras, pero no se lanzará formalmente hasta la próxima semana.

Uno de los principales objetivos de las conversaciones de la COP26 es garantizar las promesas nacionales de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, principalmente del carbón, el petróleo y el gas, que sean suficientes para mantener el aumento de la temperatura media mundial en 1,5 grados centígrados. La forma de cumplir esos compromisos, sobre todo en el mundo en desarrollo, aún está en proceso de elaboración.

El carbón genera alrededor del 37% de la electricidad mundial y domina la producción de energía en países como Sudáfrica, Polonia e India debido a un suministro nacional abundante y barato.

El enviado de la ONU para el clima, Mark Carney, dijo que cumplir los objetivos climáticos internacionales podría costar alrededor de 100 billones de dólares en las próximas tres décadas, e hizo un llamamiento a la industria financiera para que recaude dinero privado que complemente lo que puedan hacer los Estados.

El miércoles, bancos, aseguradoras e inversores con 130 billones de dólares a su disposición se comprometieron a dar prioridad a la lucha contra el cambio climático. Los mandatarios mundiales también se comprometieron esta semana a detener la deforestación para el final de la década y a reducir las emisiones del potente gas de efecto invernadero metano.