This content is not available in your region

Japón y EEUU se comprometen a colaborar más en materia de defensa ante China

Access to the comments Comentarios
Por Reuters
Japón y EEUU se comprometen a colaborar más en materia de defensa ante China
Japón y EEUU se comprometen a colaborar más en materia de defensa ante China   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022

Por Ju-min Park y David Brunnstrom

TOKIO/WASHINGTON, 7 ene – Estados Unidos y Japón expresaron el viernes su gran preocupación por el creciente poderío de China y se comprometieron a trabajar juntos para hacer frente a los intentos de desestabilización de la región, incluyendo las nuevas amenazas en materia de defensa.

Los comentarios de los dos aliados, en una declaración conjunta tras una reunión virtual “dos más dos” de sus ministros de Asuntos Exteriores y de Defensa, ponen de manifiesto que la creciente alarma por China y la creciente tensión en torno a Taiwán han puesto de relieve el papel de Japón en materia de seguridad.

En su reunión, los ministros expresaron su preocupación por el hecho de que los esfuerzos de China “por socavar el orden basado en las normas” suponen “desafíos políticos, económicos, militares y tecnológicos para la región y el mundo”, según la declaración conjunta.

“Resolvieron trabajar juntos para disuadir y, en caso necesario, responder a las actividades desestabilizadoras en la región”, se indicó.

Los ministros también manifestaron su “seria y constante preocupación” por los problemas de derechos humanos en las regiones chinas de Xinjiang y Hong Kong, y subrayaron la importancia de la paz y la estabilidad en el estrecho de Taiwán.

Aunque el pacifista Japón mantiene estrechos lazos económicos con China, en Tokio crece la preocupación por un posible movimiento de Pekín contra el democrático Taiwán.

Tras la reunión, el ministro de Asuntos Exteriores de Japón, Yoshimasa Hayashi, dijo que Tokio había explicado su plan de revisión de la estrategia de seguridad nacional para impulsar fundamentalmente las capacidades de defensa, que, según dijo, contaba con el firme apoyo de sus homólogos estadounidenses.

El primer ministro Fumio Kishida prometió en octubre revisar la estrategia de seguridad de Japón para considerar “todas las opciones, incluida la posesión de las llamadas capacidades de ataque al enemigo”.

El Gobierno de Kishida ha aprobado un gasto en defensa récord, con un décimo aumento anual consecutivo en 2022.