This content is not available in your region

Lviv, en camino de convertirse en la capital de la resistencia ucraniana

Access to the comments Comentarios
Por Valérie Gauriat  & Euronews
euronews_icons_loading
AP
AP   -   Derechos de autor  Aleksander, de 41 años, se despide de su hija Anna, en un tren hacia Lviv en la estación de Kiev, el 4 de marzo de 2022. Aleksander tiene que quedarse para luchar en la guerra mientras su familia abandona Ucrania para buscar refugio en un país vecino.

**Nuestra enviada especial, Valérie Gauriat, nos relata las horas más difíciles de Lviv (Leópolis), la ciudad ubicada al este de Ucrania, cercana a la frontera con Polonia. **

**Para muchas personas que huyen de Ucrania el camino hacia la frontera empieza en Leópolis, en el oeste del país y cuya estación de tren se ha convertido en un refugio internacional: aquí obtienen ayuda todos los que la necesitan.
**

**Valérie Gauriat:
**

Es increíble el número de personas que se encuentran en la estación central de trenes de Lviv. Cientos de personas llegan aquí cada día y desde todas partes de Ucrania, desde zonas bombardeadas: Kiev, Járkov, Mariúpol y Jersón, donde avanza la ofensiva rusa.

Ahora, estas personas esperan tomar los llamados trenes de evacuación, que les llevarán a los países vecinos, en particular a Polonia. Este país ha acogido miles y miles de refugiados desde hace 10 días, y es probable que el número aumente. La ciudad de Lviv es también un centro de ayuda humanitaria.

De hecho, en los últimos dos días, han llegado a Lviv 2 500  toneladas de ayuda humanitaria de todo el mundo.

Desde aquí se envía la ayuda a varias regiones de Ucrania. También en Lviv, los residentes prestan sus casas para albergar a los que llegan buscando un refugio, y los hoteles y trenes prestan sus servicios de forma gratuita. La ciudad es una demostración de la solidaridad, de la unidad del pueblo ucraniano. Están unidos para hacer frente a los terribles acontecimientos que se están produciendo en todo el territorio nacional.

Por desgracia, el flujo de refugiado parece que no va a disminuir en las próximas semanas.