This content is not available in your region

Desde Jerusalén, líderes de distintas religiones piden la paz en Ucrania

Access to the comments Comentarios
Por Feyrouz  con EFE/AP
euronews_icons_loading
Líderes religiosos de diferentes confesiones, reunidos en Jerusalén, para rezar por la paz en Ucrania
Líderes religiosos de diferentes confesiones, reunidos en Jerusalén, para rezar por la paz en Ucrania   -   Derechos de autor  Maya Alleruzzo/Copyright 2021 The Associated Press. All rights reserved

Rezos ecuménicos en el corazón de Tierra Santa para pedir el fín del conflicto en Ucrania.

Representantes de diversas iglesias cristianas, dirigentes drusos, imanes y rabinos se reunieron ante la Catedral rusa de la Santísima Trinidad, en el centro de Jerusalén.

Para el patriarca latino de Jerusalén, Pierbattista Pizzaballa, la prioridad es restablecer la paz.

"Mi papel como líder religioso es llamar a cualquiera, incluso a los líderes religiosos de Ucrania y Rusia, a resolver sus conflictos, sus malentendidos, no con la guerra, y sin justificar ningún uso militar de las armas".

Una petición que quedó plasmada en una carta dirigida al Patriarca de la Iglesia ortodoxa rusa, Kiril, que tiene una relación privilegiada con el presidente ruso Vladímir Putin.

"Nosotros, líderes religiosos que representan muchas tradiciones religiosas, escribimos para expresar nuestra preocupación por la guerra que está teniendo lugar en Ucrania", señala el texto, firmado por 150 figuras religiosas de todo el mundo.

"Somos conscientes de nuestra obligación religiosa de elegir la paz a través del diálogo. Nuestro papel es orar y apoyar la resolución pacífica de situaciones de conflicto, destacando el peligro de que una escalada aún mayor desemboque en un conflicto nuclear.

Por su parte el representante musulmán coincidió en su alocución con su homólogo judío en pedir expresamente a Rusia que ponga fin a la guerra en Ucrania.

Un llamamiento significativo en una tierra que sabe lo que es la ocupación y que vive un conflicto solapado que genera víctimas civiles con lamentable frecuencia.