This content is not available in your region

Partes de la provincia china de Hainan amplían el confinamiento por COVID

Access to the comments Comentarios
Por Reuters
Partes de la provincia china de Hainan amplían el confinamiento por COVID
Partes de la provincia china de Hainan amplían el confinamiento por COVID   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022

SHANGHÁI, 12 ago – Algunas ciudades de Hainan, centro turístico de China, ampliaron los confinamientos el viernes, y se espera que algunas de las medidas duren hasta el fin de semana, mientras que Lhasa, en el Tíbet, también endureció las restricciones, entre las últimas medidas para contener los brotes de COVID en el país.

En el marco de la política de Pekín de “cero COVID dinámico”, cuyo objetivo es detener rápidamente la propagación de cada brote, los gobiernos locales han impuesto encierros más breves en los que se prohíben los movimientos innecesarios de la población durante unos días o semanas hasta que los focos se contengan en zonas más estrechas.

Estos confinamientos son menos duros que la batalla de dos meses contra el virus que libró Shanghái en primavera, pero la creciente propagación de ómicron por China puede hacer que más ciudades se vean sometidas a este tipo de medidas, junto con la posible perturbación de los negocios locales

En la provincia meridional de Hainan, actualmente la región china más afectada, dos ciudades, Dongfang y Chengmai, con una población total de unos 900.000 habitantes, dijeron el viernes que añadirían días a los confinamientos de sus residentes, prolongando lo que antes estaba programado para tres o cuatro días a alrededor de una semana.

La capital de la provincia de Hainan, Haikou, puso el viernes a sus 2,9 habitantes en confinamiento entre las 07:00 y las 18:00 horas locales, tras restricciones similares que abarcaron las horas principales del lunes, el miércoles y el jueves.

Varios millones de habitantes de otras ciudades de Hainan, incluida Sanya, se encontraban bajo confinamiento sin fechas claras de cuándo se levantarían las restricciones.

En la región occidental del Tíbet, la ciudad más grande, Lhasa, dijo a los residentes que no salieran a menos que tuvieran asuntos especiales y urgentes que atender entre el viernes y el lunes, mientras los trabajadores del COVID realizaban trabajos de desinfección en las principales zonas urbanas.

Aparte de Hainan y Tíbet, las pequeñas ciudades que pidieron a los residentes que no salieran de casa innecesariamente como parte de los nuevos confinamientos incluyen a Fengcheng en la provincia suroriental de Jiangxi y Kuqa en la región occidental de Xinjiang.

El 11 de agosto, China continental notificó 1.851 nuevos casos de infección por coronavirus de transmisión interna, de los cuales 648 eran sintomáticos y 1.203 asintomáticos, según informó el viernes la Comisión Nacional de Salud

Estos nuevos casos se registraron en más de una docena de provincias, regiones y municipios, pero principalmente en Hainan.

No se produjeron nuevas muertes, con lo que el número de víctimas mortales en el país se mantuvo en 5.226

El 11 de agosto, el centro financiero de Shanghái notificó siete nuevos casos locales, mientras que el centro tecnológico del sur, Shenzhen, notificó un nuevo caso local.

Pekín, la capital de China, no notificó ningún nuevo caso local.