This content is not available in your region

Liz Truss: "La Reina Isabel II fue la roca sobre la que se construyó la Gran Bretaña moderna"

Access to the comments Comentarios
Por Euronews
euronews_icons_loading
La nueva primera ministra británica, Liz Truss, en el discurso que ofreció tras la muerte de Isabel II
La nueva primera ministra británica, Liz Truss, en el discurso que ofreció tras la muerte de Isabel II   -   Derechos de autor  AP Live

Ha sido última primera ministra del Reino Unido nombrada por Isabel II. El pasado martes, Liz Truss era recibida por la monarca en el castillo de Balmoral, el lugar en el que dos días después ha fallecido la reina. La nueva jefa de Gobierno, republicana declarada en su juventud, ha lamentado la gran pérdida para el país que ahora dirige:

"Todos estamos desolados por las noticias que acabamos de conocer desde Balmoral. La muerte de Su Majestad la Reina es una gran conmoción para la nación y para el mundo. La Reina Isabel II fue la roca sobre la que se construyó la Gran Bretaña moderna. Nuestro país ha crecido y florecido bajo su reinado. Gran Bretaña es el gran país que es hoy gracias a ella.

Subió al trono justo después de la Segunda Guerra Mundial. Fue la defensora del desarrollo de la Commonwealth, que pasó de ser un pequeño grupo de siete países a una familia de 56 naciones que abarcan todos los continentes del mundo. Ahora somos una nación moderna, próspera y dinámica.

En las buenas y en las malas, la Reina Isabel II nos proporcionó la estabilidad y la fuerza que necesitábamos. Ella fue el espíritu mismo de Gran Bretaña, y ese espíritu perdurará.

Ha sido nuestra monarca más longeva. Es un logro extraordinario haber presidido con tanta dignidad y gracia durante 70 años. Su vida de servicio se extendió más allá de la mayoría de nuestros recuerdos.  A cambio, fue amada y admirada por la gente del Reino Unido y de todo el mundo.

Ha sido una inspiración personal para mí y para muchos británicos. Su devoción al deber es un ejemplo para todos nosotros. A principios de esta semana, a sus 96 años, seguía decidida a cumplir con su deber al nombrarme su 15º primer ministro.

A lo largo de su vida ha visitado más de 100 países y ha tocado las vidas de millones de personas en todo el mundo. En los difíciles días que se avecinan, nos reuniremos con nuestros amigos en todo el Reino Unido, la Commonwealth y el mundo para celebrar su extraordinaria vida de servicio.

Es un día de gran pérdida, pero la Reina Isabel II deja un gran legado. Hoy la Corona pasa - como lo ha hecho durante más de mil años - a nuestro nuevo monarca, nuestro nuevo jefe de Estado: Su Majestad el Rey Carlos III. 

Con la familia del Rey, lloramos la pérdida de su madre. Y mientras lloramos, debemos unirnos como pueblo para apoyarle. Para ayudarle a soportar la impresionante responsabilidad que ahora lleva para todos nosotros. Le ofrecemos nuestra lealtad y devoción al igual que su madre dedicó tanto a tantos durante tanto tiempo.

Y con el paso de la segunda era isabelina, iniciamos una nueva era en la magnífica historia de nuestro gran país -exactamente como Su Majestad hubiera deseado - diciendo las palabras: Dios salve al Rey."