Tras dos días de fracasos, los republicanos de la Cámara baja intentarán nuevamente elegir a un líder

Access to the comments Comentarios
Por Reuters
Tras dos días de fracasos, los republicanos de la Cámara baja intentarán nuevamente elegir a un líder
Tras dos días de fracasos, los republicanos de la Cámara baja intentarán nuevamente elegir a un líder   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2023

Por Moira Warburton y Andy Sullivan

WASHINGTON, 5 ene – Los republicanos de la Cámara de Representantes de Estados Unidos intentarán el jueves por tercer día elegir a un líder después de que seis votaciones fallidas pusieron de relieve las divisiones internas y plantearon dudas sobre su capacidad para gobernar.

El principal republicano de la Cámara baja, Kevin McCarthy, no ha logrado la mayoría necesaria para hacerse con el puesto de presidente de la Cámara, ya que una facción de conservadores de línea dura se ha negado a apoyarle a pesar de la presión de partidarios de alto perfil, como el expresidente Donald Trump.

McCarthy, de California, lideró el exitoso esfuerzo de su partido por hacerse con el control de la Cámara de Representantes en las elecciones de mitad de mandato de noviembre de 2022.

Pero sus oponentes lo ven como un negociador que podría no tener el coraje para forzar un enfrentamiento con los demócratas del presidente Joe Biden sobre el gasto público, su principal punto de influencia antes de las elecciones presidenciales de 2024.

“¿Va a luchar por nosotros? ¿Está dispuesto a cerrar el Gobierno?”, preguntó el martes a Reuters el representante Ralph Norman, uno de los al menos 19 republicanos que han votado en su contra en todas las votaciones. “Su historial no ha sido ese”.

Los partidarios de McCarthy, que superan en número a los opositores en una proporción de 10 a 1, se han sentido cada vez más frustrados por la incapacidad de su partido para elegir a un líder, que normalmente es una votación rutinaria al comienzo de cada sesión legislativa de dos años.

El retraso ha impedido a algunos legisladores jurar sus cargos y atender prioridades como la investigación del Gobierno del presidente demócrata.

“Estoy recibiendo muchos mensajes de conservadores que están hartos de esto”, dijo la representante Marjorie Taylor Greene, partidaria de McCarty, que se ha ganado la reputación de ser una de las congresistas más conflictivas.

La lucha por el liderazgo ha supuesto un comienzo desalentador para la nueva mayoría republicana en la Cámara, después de que el partido consiguió una ajustada mayoría de 222-212 en las elecciones de noviembre.

La última vez que la Cámara no pudo elegir a un presidente en la primera votación fue en 1923, en una contienda que necesitó nueve votaciones para resolverse.

Está previsto que la Cámara regrese a sesionar el jueves al mediodía (1700 GMT).

“Tienes a 20 personas exigiendo que 201 se rindan a ellos incondicionalmente. Bueno, yo no me voy a rendir”, dijo el representante republicano Trent Kelly en una conferencia de prensa el miércoles por la noche.