Miles de profesores se manifiestan en Lisboa por la mejora de la Educación Pública

Access to the comments Comentarios
Por Juan Carlos De Santos Pascual  con EFE
Marcha masiva de profesores en Portugal
Marcha masiva de profesores en Portugal   -   Derechos de autor  Captura de RTP

Decenas de miles de profesores de la escuela pública de todo Portugal han marchado este sábado en Lisboa para demandar mejoras en el modelo educativos y en los salarios. 

También contra la alteración de los procesos de selección. Esta marcha se suma a las continuas concentraciones, cartas abiertas y huelgas convocadas en las últimas semanas que han tenido lugar en todo el país. 

Está previsto que las movilizaciónes duren como mínimo hasta finales de enero y afecten a miles de alumnos. Este 20 de enero el Sindicato de Todos los Profesores se reune con el ministro de Educación.

Los manifestantes, convocados por el Sindicato de Todos los Profesionales (STOP) luso en la céntrica plaza de Marqués de Pombal, han pedido la dimisión del ministro de Educación, João Costa, y que el Gobierno del socialista António Costa escuche sus peticiones tras "cerca de 20 años de retraso" en la aplicación de mejoras.

"Esta es una marcha abierta a profesores, alumnos, padres y cualquier miembro de la sociedad civil interesado en la defensa de la Escuela Pública de calidad", explicó a EFE Carla Piedade, dirigente nacional de STOP, quien afirmó que "hay un descontento muy grande" en el país en un momento en el que la inflación ha alcanzado niveles récord en 30 años (diciembre cerró en el 9,6%).

Estableció el 2008 (marcado por reformas educativas y recorte de gastos públicos) como el año en el que el empeoramiento aceleró y afirmó que desde entonces los gobiernos han aplicado "una política del silencio, el rechazo a negociar y la imposición de medidas".

"Desde 2008 hasta ahora lo que ha ocurrido han sido sucesivos ataques y este es el momento de decir no más. Basta", añadió.

Aunque no hay cifras cerradas, los organizadores del acto esperaban la presencia de más de 50.000 personas.

Los participantes de la protesta han recorrido la Avenida Liberdade cargados de carteles donde se leía "Basta", "Respeto" y "Luchando también estamos enseñando", entre otros, en un momento en el que el Gobierno propone alterar el mecanismo de reclutamiento y movilidad de los docentes.

El punto final de la marcha ha sido la turística Plaza del Comercio, donde han instalado un escenario donde han repetido sus reclamos y han cantado lemas como "La Escuela Pública jamás será vencida".

Entre ellos estaba Claudia Martins, una profesora llegada en autocar desde Oporto junto a un grupo de más de 300 personas: "Estamos aquí en Lisboa porque en Portugal la Educación llegó al límite de mucha burocratización", alegó a EFE.

Otra profesora, Emanuela Costa (llegada del distrito de Setúbal), cree que "el Gobierno entiende" las dificultades del sector y que "hay una situación económica difícil" que complica atender sus peticiones, pero han llegado al límite.

"Creo que hemos sido una clase pacífica pero ahora hemos aprendido a luchar y a estar unidos. Puede ser que conquistemos alguna cosa", valoró.