España detiene a un hombre por las cartas bomba de finales de 2022

Access to the comments Comentarios
Por Reuters
España detiene a un hombre por las cartas bomba de finales de 2022
España detiene a un hombre por las cartas bomba de finales de 2022   -  Derechos de autor  Thomson Reuters 2023

MADRID, 25 ene – La policía de España ha detenido a un hombre de 74 años sospechoso de ser el autor de las cartas bomba enviadas a finales de 2022 a las embajadas de Estados Unidos y Ucrania en el país, a la oficina del presidente del Gobierno y una empresa armamentística, informó el miércoles el Ministerio del Interior español.

El hombre, un ciudadano español, fue detenido en la ciudad de Miranda de Ebro, en el norte del país, y la policía llevó a cabo registros en su domicilio, dijo el ministerio en un comunicado, sin aportar más detalles.

Agentes de la policía de paisano registraron la casa del hombre el miércoles por la mañana en un bloque de apartamentos de un barrio obrero, mientras agentes armados vigilaban el perímetro acordonado en el exterior.

Se cree que el sospechoso permanecía en el interior del domicilio mientras se llevaba a cabo el registro, de acuerdo con lo que dijeron varios testigos a los reporteros en la escena.

El hombre había trabajado para el Ayuntamiento de Vitoria, ciudad cercana en el País Vasco, antes de jubilarse en 2013, según dijo un portavoz municipal a Reuters.

La investigación todavía está en curso, dijo a la prensa desde Vitoria el ministro español de Interior, Fernando Grande-Marlaska, quien declinó hacer comentarios sobre las informaciones de que un grupo activista ruso podría estar tras los ataques.

“Trabajamos en todas las posibilidades”, dijo Grande-Marlaska. “La investigación está muy desarrollada, eso es cierto, y realmente podemos estar muy satisfechos.”

Un total de seis paquetes fueron enviados a objetivos como el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, la embajada de Ucrania en Madrid, dependencias estatales, una empresa de satélites de la Unión Europea y la embajada de Estados Unidos, entre el 24 de noviembre y el 2 de diciembre.

La mayoría de los paquetes fueron desactivados, aunque un empleado de la embajada de Ucrania sufrió heridas leves cuando uno de los artefactos se incendió.

Grande-Marlaska añadió que todos los hechos se caracterizaron por seguir un mismo “modus operandi”.

Una fuente cercana a la investigación había declarado a Reuters a principios de diciembre que todos los paquetes se habían enviado desde la ciudad de Valladolid, a dos horas en coche de Miranda del Ebro.

La detención se produjo tres días después de que el diario New York Times informara de que los investigadores se habían centrado en las últimas semanas en el Movimiento Imperial Ruso, un grupo radical vinculado a organizaciones españolas de extrema derecha, en relación con las cartas bomba. Se cree que el grupo está vinculado a los servicios de inteligencia rusos.

Las autoridades españolas declinaron hacer comentarios sobre esta información, mientras que una alta fuente judicial negó tener conocimiento de tal línea de investigación.