Portugal vuelve a rastrear el embalse que está a 50km del lugar donde desapareció Madeleine McCann

Uno de los carteles que se distribuyó en 2007 para encontrar a Madeleine McCann
Uno de los carteles que se distribuyó en 2007 para encontrar a Madeleine McCann Derechos de autor Armando Franca/AP2007
Por Euronews en español con AFP y EFE
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

La nueva búsqueda de Madeleine McCann se produce a petición de la Policía alemana, al ser el lugar frecuentado por el principal sospechoso. Quiere saber si quedan vestigios o pruebas para aportar nuevos datos sobre la desaparición de la niña británica.

PUBLICIDAD

La Policía lusa iniciará esta semana, a petición de la Policía alemana, la búsqueda de la niña británica Madeleine McCann en un embalse a 50 kilómetros del complejo turístico del Algarve (sur de Portugal) donde se encontraba la menor la noche de su desaparición, hace 16 años, según medios locales.

Según imágenes de la televisión portuguesa, el lunes se marcó un perímetro alrededor del lugar, que será registrado a partir del martes. Según varios medios locales, unos buzos ya rastrearon la zona en 2008, pero sólo encontraron restos de animales.

Las búsquedas se centrarán en el embalse de Arade, ubicado a 50 kilómetros de Praia da Luz. Según el semanario portugués Expresso, el sospechoso solía visitar la presa de Arade, en el municipio de Silves.

El hombre, que cumple condena por la violación de una mujer estadounidense de 72 años en 2005 en Portugal, ya había sido identificado por los investigadores alemanes en 2020 como el principal sospechoso del asesinato de la niña británica.

La Policía alemana quiere saber si quedan vestigios o pruebas para aportar nuevos datos sobre la desaparición de la menor, según las mismas fuentes.

La Policía portuguesa trabaja este lunes para delimitar la zona de búsqueda y se espera que los registros comiencen el martes con la Policía británica también presente.

Madeleine McCann, que entonces tenía casi cuatro años, fue raptada de la habitación donde dormía con sus dos hermanos pequeños, en un complejo turístico de Praia da Luz, en el Algarve, durante la noche del 3 de mayo de 2007, mientras sus padres cenaban con unos amigos en un restaurante cercano, según las investigaciones.

Las sospechas contra Brueckner tomaron peso tras ser extraditado desde Portugal a Alemania en 2017 acusado de un caso de abuso sexual a menores en Grecia.

La investigación de sus movimientos demostró, por el rastro de su teléfono móvil, que se encontraba cerca del complejo vacacional donde se hospedaban los McCann la noche en que Madeleine fue secuestrada

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

El caso Maddie da un nuevo giro

Más de 20.000 agentes toman las calles de Oporto para exigir un salario digno

Portugal incauta cerca de una tonelada de cocaína a bordo de un velero en el Atlántico