This content is not available in your region

'Mines Advisory Group' o el trabajo de una ONG comprometida que libra a Angola de minas antipersona

euronews_icons_loading
'Mines Advisory Group' o el trabajo de una ONG comprometida que libra a Angola de minas antipersona
Derechos de autor  euronews
Por Chris Burns  & Dinamene Cruz

El programa Green Angola visita la ONG ‘Mines Advisory Group (MAG)’, una organización comprometida con la retirada de minas terrestres en las provincias orientales de Angola. Con el apoyo del Gobierno angoleño, esta ONG ha limpiado más de 10 millones de metros cuadrados de terreno minado, proporcionando las condiciones ideales para que las comunidades se restablezcan, se desarrollen y prosperen. El equipo de Euronews documenta el extraordinario trabajo de la ONG, que está allanando el camino para el continuo desarrollo económico y social de Angola.

Durante años, la vida se interrumpió. La guerra civil terminó hace 20 años, pero quedaba un legado peligroso: las minas terrestres que causan grandes daños a agricultores, constructores, familias, niños, y afectaban a la vida cotidiana... Localizarlas y retirarlas, supone un trabajo minucioso y un esfuerzo notable.

"Este es el resultado del trabajo de nuestra organización no gubernamental ‘MAG’, que realizó una labor de desminado en zonas en las que se colocaron minas antipersona durante los conflictos armados. Esta organización llevó a cabo el duro trabajo de limpiar las zonas con minas para que nuestra población pueda caminar por ellas, libremente", declara Daniel Traide Souza, administrador de la comuna de Lucusse.

Entre los que sí recuperaron su vida está Deolinda Raquel Chihinga, que se dedica a la divulgación comunitaria. 'Minga', como la apodan, recuerda cómo era antes, ya que ella misma fue víctima de la explosión de una mina, cuando apenas tenía seis años.

"Las minas destruyen la vida de los seres humanos y perjudican a la comunidad. Se colocan debajo de los árboles o se entierran en un agujero, debajo de la hierba", afirma Deolinda Raquel 'Minga' Chihinga, enlace comunitario de la ONG 'Mines Advisory Group'.

'Minga', que ahora tiene 18 años, asegura que su trabajo social ayuda a los que la rodean y a ella misma, como madre primeriza.

"Me siento más feliz cuando estoy con otros, porque una mina pretendía quitarme la vida. En todo caso, en la actualidad, soy una superviviente", añade Deolinda Raquel Chihinga.

'Minga' afirma que las mujeres desempeñan un papel importante en la recuperación de una región, cuyo paisaje sigue marcado por los vestigios de la guerra. Allí, el material militar, oxidado y destrozado, comparte el paisaje con ellas.

"Las mujeres también han realizado una gran labor de limpieza en esas zonas. Y, algunas, también realizan labores de concienciación, en todo momento, para poder alertar a la comunidad", señala Deolinda Raquel 'Minga' Chihinga.

Quedan innumerables víctimas como 'Minga', que se enfrentan a sus heridas, y que tratan de reconstruir poco a poco sus vidas, con la ayuda de fisioterapeutas. Las minas terrestres han paralizado muchas construcciones en la zona.

"No podíamos caminar libremente debido a las minas antipersona. Así que, la construcción tampoco se podía llevar a cabo. Gracias a Dios, el desminado resultó efectivo", explica el constructor Salvador Fernando.

Estos artefactos explosivos también afectaron mucho a la agricultura, en uno de los ‘graneros’ de Angola.

"Para los que realmente tienen esa pasión por la agricultura... ¡No hay que rendirse! Al principio, comencé cultivando una hectárea. Pero, hoy en día, puedo decir que llevo a cabo mi trabajo en 400 hectáreas", declara Teresa Castro Vieira Mariz, propietaria de la Fazenda Agro Pecuaria T. Mariz.

Daniel Traide Souza, administrador de la hacienda, señala que el desminado ha liberado mano de obra y potencial en varios sectores.

"La comuna de Lucusse tiene un gran potencial en términos de agricultura. Y, principalmente, también, en términos de turismo, así como en el desarrollo de la construcción", indica Daniel Traide Souza.

"Contamos con iluminación y con alumbrado público. También logramos, junto con las autoridades provinciales, colocar algunos paneles solares, que proporcionan energía y luz, durante la noche", concluye.

Después de un esfuerzo de años, se ve la luz, al final del túnel. Y existe un sentimiento de liberación de un peligro que, antes, acechaba a la gente.

Con este programa dedicado al desminado, la ONG 'Mines Advisory Group' se asegura de que las comunidades prosperen y desarrollen un futuro ‘verde’ en las provincias orientales de Angola.