EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

Bosques más grandes y sanos: ¿cómo proteger nuestros 'almacenes' de carbono?

Bosques más grandes y sanos: ¿cómo proteger nuestros 'almacenes' de carbono?
Derechos de autor euronews
Derechos de autor euronews
Por Cyril FournerisEuronews
Publicado Ultima actualización
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

Para construir nuestras casas, hacer nuestros muebles, fabricar nuestro papel... Hemos destruido, replantado y explotado industrialmente los bosques. En Europa, la superficie de zona boscosa ha aumentado, pero su salud está disminuyendo. ¿Cómo podemos cuidar los bosques?

Europa es un continente bendecido con magníficos bosques. Son vitales: purifican el aire y combaten el cambio climático que estamos provocando. Pero... también son muy codiciados.

"Vienen con una gran máquina y arrasan con todo", declara Per Jiborn, miembro de la Junta Directiva de la Sociedad Sueca para la Conservación de la Naturaleza.

Para construir nuestras casas, hacer nuestros muebles, fabricar nuestro papel... Hemos destruido, replantado y explotado industrialmente los bosques. En Europa, la superficie de zona boscosa ha aumentado, pero su salud está disminuyendo. ¿Cómo podemos cuidar los bosques?

Para averiguarlo, el equipo de Euronews, con el periodista Cyril Fourneris al frente, pone rumbo al país con los mayores bosques de Europa: Suecia. Las zonas boscosas cubren dos tercios de la nación nórdica, y representan el medio de vida de muchas personas.

Euronews
Imagen del periodista Cyril Fourneris, junto a Markus Steer y a Per Jiborn, en un bosque de Suecia.Euronews

"Hemos llegado a Kalmar, en el sur de Suecia. El país nórdico es uno de los principales exportadores mundiales de materiales derivados de la madera, entre ellos el papel. La industria papelera necesita muchos árboles" señala el reportero.

En Suecia, país que supuestamente está a favor del medioambiente, muchos ‘bosques antiguos’ han desaparecido, sustituidos por plantaciones de monocultivos. Per Jiborn, quien conoce bien el tema, ha accedido a mostrar al equipo de Euronews cómo es una técnica utilizada, a menudo, en Suecia. Se llama ‘tala rasa’.

"Hace 10 años, todo este lugar era una zona boscosa. Ahora está bajo la luz del sol todo el día. Esto se secará. Los insectos disponen de un mundo totalmente distinto en esta zona", declara Per Jiborn.

En la zona se han replantado pinos jóvenes, pero no se puede reforestar un ecosistema. Eso es lo que explicó Markus, otro defensor de las zonas boscosas, al periodista, cuando se reunieron un bosque típico de la región.

"Se trata de un monocultivo. Una sola especie, el mismo tamaño", explica Markus Steer, jefe del departamento forestal de Plockhugget.

Así, Steer afirma que esta gestión reduce la captación de los gases de efecto invernadero que emitimos.

"Cuando la materia orgánica se descompone, libera carbono a la atmósfera. Pero... un bosque también comprende actividades de almacenamiento de carbono. En una tala, prácticamente, solo hay descomposición. Y esto significa que aquí, en Suecia, tienen que pasar unos siete años, hasta que el bosque deja de ser, únicamente, una fuente de emisión de carbono a la atmósfera", añade.

Aunque, también hay bosques ‘sanos’. Markus trabaja con propietarios que quieren gestionar sus bosques de forma sostenible. Salimos juntos, a reunirnos con uno de ellos.

En esta tierra no hay ‘tala rasa’: se seleccionan los árboles que se van a talar. Los que tienen un alto valor medioambiental se dejan ‘en pie’. Y... hay muchos.

¿Qué árboles son?, pregunta el reportero.

"Abeto, pino, abedul, roble, álamo, fresno...", responde Markus Steer, jefe del departamento forestal de Plockhugget.

Plantas, insectos y otros animales pueden beneficiarse. Y... Peter Johnson también, a su manera. Su bosque se gestiona mediante la técnica de la ‘cubierta forestal permanente’. Señala que se beneficia económicamente.

"Ahora solamente hacemos frente al coste de talar un árbol, que genera buenos beneficios. Y tenemos el bosque, que sigue aquí. Muchos costes, que antes debíamos afrontar por talar árboles pequeños, han desaparecido", declara Peter Johnson, propietario de una explotación forestal.

Los bosques desempeñan plenamente su papel de ‘sumideros de carbono’. Este es uno de los objetivos de un importante proyecto de ley europeo sobre restauración forestal.

"Toda esta esponjosidad blanda de aquí... esto es carbono. Esto es casi solamente carbono, casi únicamente carbono. Y, todo esto se acumula en el suelo. Cuando se realiza una ‘tala rasa’, esto se seca y muere. Una ‘tala rasa’ es una bomba climática. Si se excluye la tala de la silvicultura, ¡se excluye esa parte de bomba!", afirma Markus Steer.

La industria maderera sueca está en entredicho: asegura que replanta más árboles de los que tala, e insiste en que tiene un impacto positivo en el clima. Hay un tira y afloja entre este poderoso sector económico y la Unión Europea, que acaba de presentar su nueva estrategia para los bosques. Para obtener información, el equipo de Euronews viaja a Bruselas.

"Nos encontramos en el Forêt de Soignes, a las afueras de Bruselas. Es uno de los mayores bosques periurbanos de Europa. Está protegido por la UNESCO y la red Natura 2000", anuncia Cyril Fourneris.

La Unión Europea quiere mejorar el estado de los ecosistemas en torno a los parques naturales, con el objetivo de restaurar todos aquellos que lo necesiten, de aquí a 2050. Pero... hay mucho trabajo en los bosques. La mayoría está en mal estado, según Virginijus Sinkevičius, comisario europeo de Medioambiente.

"Los bosques son polivalentes. Purifican nuestro aire, nos dan sombra y mitigan las temperaturas. Pero, además, son un gran ‘sumidero de carbono’. Si perdemos este sumidero de carbono, perdemos uno de los valores más importantes que nos aportan los bosques", señala Virginijus Sinkevičius.

¿Cree que podemos cambiar las cosas a mejor?, pregunta el periodista de Euronews, Cyril Fourneris.

"Creo que podemos invertir la tendencia, pero no debemos pensar en los bosques como si solamente pudieran proporcionar madera. Realmente, tenemos que contemplar los otros valores que los bosques pueden proporcionar, y por supuesto, intentar recompensar a los propietarios forestales por ello. Tenemos que invertir en una mejor gestión de los bosques, porque también pueden prevenir desastres naturales. Realizan un gran trabajo con el agua, no permitiendo desprendimientos, situaciones de sequía e incluso inundaciones", responde el comisario europeo de Medioambiente.

¿Hay consenso en la UE sobre cómo gestionar mejor nuestros bosques?, quiere saber el reportero.

"Es curioso. Cada Estado miembro está muy orgulloso de sus prácticas, de cómo gestiona los bosques. Me alegro por ello. Pero… con la pérdida de sumideros, con el declive de los hábitats… algunas de esas prácticas no son tan buenas como los Estados miembros piensan. Sin embargo, lo bueno es que todo el mundo se preocupa por los bosques, y quiere salvar y aumentar la cubierta forestal. Creo que deberíamos mirar más allá del árbol, y así, tendríamos los bosques más hermosos y sanos", concluye Virginijus Sinkevičius.

Una futura ley europea sobre la restauración de la naturaleza, ¿puede cambiar los paisajes de Suecia? El periodista de Euronews plantea esta pregunta a tres defensores de los bosques, en torno a un café.

"Quizás vería negativo que se legislara, porque realmente creo que no debería ser necesario. Pero... mientras se cuente la historia de que es una mala idea gestionar los bosques sin talas, la transición no se producirá. Así que, ¡de acuerdo, que venga la legislación!", declara Markus Steer.

"Lo más importante es repartir los riesgos y asegurarse de que la industria no sea tan grande y tenga tanta ‘hambre’, y que no se lleve más de lo que el bosque puede dar", afirma Peter Johnson.

"Creo que supone una oportunidad, porque podemos utilizar más bosques para actividades recreativas, turismo basado en la naturaleza, y podríamos ganar más dinero y generar más puestos de trabajo", señala Per Jiborn, a modo de conclusión.

Nota: Los puntos de vista y opiniones expresados en este reportaje son exclusivamente los de las personas que aparecen en el mismo, y no representan, necesariamente, los puntos de vista y opiniones de la Comisión Europea o de cualquier otra entidad comunitaria.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

El Niño ya está aquí y tendrá una intensidad "al menos moderada", según los científicos

Una nueva directiva europea quiere proteger a los consumidores del 'lavado verde'

¿Por qué se prohibirán los alegaciones 'ecológicas' en la publicidad de la UE a partir de 2026?