"No debemos socavar la credibilidad de la OTAN", responde Stoltenberg a Trump

El Secretario General de la OTAN, Jens Stoltenberg, se dirigió a los medios de comunicación el miércoles por la mañana.
El Secretario General de la OTAN, Jens Stoltenberg, se dirigió a los medios de comunicación el miércoles por la mañana. Derechos de autor Virginia Mayo/Copyright 2024 The AP. All rights reserved
Derechos de autor Virginia Mayo/Copyright 2024 The AP. All rights reserved
Por Jorge Liboreiro
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied
Este artículo se publicó originalmente en inglés

"No debemos socavar la credibilidad de la OTAN", dijo Jens Stoltenberg este miércoles, lanzando una reprimenda pública a Donald Trump.

PUBLICIDAD

"La disuasión está en la mente de nuestros adversarios. No debemos dejar (ningún) margen de error de cálculo o malentendido en Moscú sobre nuestra disposición, nuestro compromiso y nuestra determinación de proteger a todos los aliados", dijo el secretario general de la OTAN este miércoles antes de una reunión en Bruselas de los ministros de Defensa de la Alianza.

"Y la razón para hacerlo no es provocar un conflicto, sino prevenirlo, como la OTAN ha hecho con éxito durante 65 años".

Mantener fuerte a la OTAN es de "interés nacional para Estados Unidos", añadió, ya que el país "nunca ha librado una guerra solo".

La advertencia de Stoltenberg se produce días después de que Trump, que se presenta de nuevo a las elecciones presidenciales y es actualmente el favorito de los republicanos, sugiriera en un mitin en Carolina del Sur que "animaría" a Rusia a atacar a cualquier nación de la OTAN que no cumpliera el objetivo de gastar el 2% del producto interior bruto (PIB) en defensa.

Afirmó que el líder de un "gran país" no identificado de Europa le había preguntado: "Si no pagamos y nos ataca Rusia, ¿nos protegeréis?".

Trump dijo que su respuesta fue: "No, no les protegería. De hecho, les animaría (a Rusia) a que hicieran lo que les diera la gana. Tienen que pagar. Tienen que pagar sus facturas".

Las declaraciones provocaron una protesta inmediata y suscitaron una feroz condena por parte de los aliados, que las consideraron un desprecio imprudente del Artículo 5 de defensa colectiva en un momento de guerra en Europa. El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, no se anduvo con rodeos y calificó los comentarios de Trump de "tontos", "vergonzosos", "peligrosos" y "antiamericanos".

"¿Se imaginan a un ex presidente de Estados Unidos diciendo eso? El mundo entero lo oyó", dijo Biden a principios de esta semana. "Lo peor es que lo dice en serio. Ningún otro presidente en nuestra historia se ha inclinado ante un dictador ruso".

Declaraciones "irresponsables"

El canciller alemán, Olaf Scholz, dijo que las declaraciones de Trump habían sido "irresponsables y peligrosas", mientras que el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, habló de "declaraciones imprudentes" que "sólo sirven a los intereses de Putin".

Durante sus tumultuosos cuatro años en el cargo, Trump retrató a menudo a la OTAN como una empresa transaccional basada en que los países aporten dinero en lugar de una asociación militar basada en la confianza mutua y la cooperación. Con las encuestas pronosticando una reñida carrera presidencial, los incendiarios comentarios de Trump avivaron temores largamente acariciados de que su posible regreso a la Casa Blanca podría conducir a la retirada de Estados Unidos de la alianza, lo que dejaría a Europa del Este expuesta a la agresión rusa.

"La idea de la OTAN es que un ataque contra un aliado desencadene una respuesta de toda la alianza. Mientras nos mantengamos detrás de ese mensaje, juntos, impediremos un ataque militar contra cualquier aliado. Así que el propósito de la OTAN es prevenir la guerra, preservar la paz", dijo Stoltenberg a los periodistas al ser preguntado por los comentarios de Trump.

"Así que cualquier sugerencia de que no nos estamos defendiendo unos a otros, de que no vamos a protegernos mutuamente socava la seguridad de todos nosotros, aumentando los riesgos", prosiguió. "Es importante que tanto en acciones como en palabras comuniquemos claramente que mantenemos el compromiso de la OTAN de proteger y defender a todos los aliados".

Objetivo compartido

Acordado por primera vez en 2006, el compromiso de los aliados de la OTAN de gastar el 2% de su PIB en defensa es un objetivo compartido, más que una obligación jurídicamente vinculante.

El objetivo se ha reafirmado varias veces a lo largo de los años y se convirtió en un requisito mínimo tras la guerra total de Rusia en Ucrania. Desde entonces, los gobiernos europeos han anunciado planes nacionales para aumentar rápidamente su gasto en defensa, aunque en 2023 sólo 11 de los 31 aliados cumplían el objetivo del 2%.

El miércoles, Stoltenberg reveló que, según las últimas estimaciones de la Alianza, hasta 18 aliados alcanzarán el objetivo a finales de 2024. Se espera que los aliados europeos y Canadá inviertan 380.000 millones de dólares en defensa.

"Las críticas (en Estados Unidos) no son principalmente sobre la OTAN. Es sobre los aliados de la OTAN que no gastan lo suficiente en la OTAN. Y ese es un punto válido", dijo.

"Este mensaje ha surtido efecto. Los aliados europeos y Canadá han dado un paso adelante y cuento con que sigan haciéndolo".

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Los líderes europeos buscan blindarse ante el posible regreso de Donald Trump

"Imprudente": La amenaza de Trump a los aliados de la OTAN desata una feroz reacción en Europa

Trump anima a Rusia a atacar a sus socios de la OTAN que no cumplan los gastos y los pone en peligro