This content is not available in your region

El fondo de pensiones ABP venderá 17.500 millones de dólares en activos de combustibles fósiles

Dutch pension fund ABP to sell $17.5 billion of fossil fuel assets
Dutch pension fund ABP to sell $17.5 billion of fossil fuel assets   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021
Por Reuters

AMSTERDAM, 26 oct – El fondo de pensiones neerlandés ABP, uno de los más grandes del mundo, se desprenderá de 15.000 millones de euros (17.500 millones de dólares) de inversiones en productores de combustibles fósiles para 2023, según anunció el martes, debido a la preocupación por el calentamiento global.

La decisión, que se adelanta a la conferencia sobre el clima de las Naciones Unidas COP26 de la semana que viene, supone un giro importante para el fondo de pensiones de funcionarios, que cuenta con 528.000 millones de euros en activos gestionados.

Hasta junio, ABP había dicho que salir de las inversiones en combustibles fósiles “no es la solución” al calentamiento global, a pesar de la presión de los activistas medioambientales y de un número creciente de los propios partícipes del fondo.

Tras la venta prevista, que representa el 3% de los activos totales del fondo, ABP tiene la intención de aumentar la inversión en energías renovables cuando sea posible, dijo en un comunicado la presidenta de ABP, Corien Wortmann.

Preguntada por el cambio de rumbo, Wortmann declaró a la emisora nacional NOS que había sido impulsado por la creciente preocupación por el cambio climático y el último informe de la ONU sobre el clima.

“Se prevé que la Tierra se calentará 1,5 grados ya dentro de siete años. Eso significa que se necesita una oportunidad radical y esa es en parte la razón por la que ahora anunciamos esta oportunidad, por supuesto”, dijo Wortmann.

La decisión del fondo neerlandés llega después de que gestores de activos Fidelity International y BlackRock también anunciaran un mayor enfoque en las emisiones antes de las conversaciones de la COP26 en Escocia.

Al anunciar la decisión del martes, Wortmann citó la preocupación de los partícipes del fondo.

“El consejo de administración de ABP ve la necesidad y la urgencia de un cambio de rumbo”, dijo. “Nos (separamos) de nuestras inversiones en productores de combustibles fósiles porque vemos que no tenemos suficientes oportunidades como accionistas para impulsar la necesaria aceleración significativa de la transición energética en estas empresas”.

Wortmann añadió que en el futuro el fondo se centraría en el compromiso con los grandes consumidores de combustibles fósiles, como las compañías eléctricas y las industrias del automóvil y la aviación.

“Utilizando nuestra influencia como accionista, ABP animará a las empresas que utilizan combustibles fósiles a ser más sostenibles”.

El fondo dijo que no esperaba que la decisión afectara a sus rendimientos a largo plazo.

(1 dólar = 0,8593 euros)