This content is not available in your region

Crucial ayuda de la Unión Europea para ayudar a los refugiados ucranianos a encontrar trabajo

Por Naomi Lloyd  &  Fanny Gauret & Euronews
euronews_icons_loading
Crucial ayuda de la Unión Europea para ayudar a los refugiados ucranianos a encontrar trabajo
Derechos de autor  euronews

El equipo de Real Economy viaja a Viena para conocer a refugiadas ucranianas que buscan trabajo. Los ucranianos que huyen de la guerra en su país tienen derecho a vivir y trabajar en la UE durante tres años. Pero, ¿es difícil encontrar trabajo? Y, ¿qué supone la afluencia de refugiados para la mano de obra y la economía de Europa?, se pregunta la periodista Naomi Lloyd.

Para entenderlo, Euronews ofrece algunas claves.

Desde el comienzo de la guerra en Ucrania, más de 7 millones de ucranianos han huido de su país, aunque se estima que 2 millones, ya han regresado a casa.

La mayoría son mujeres y niños. Tienen derecho a vivir y trabajar en la Unión Europea durante un máximo de 3 años, pero encuentran muchas dificultades para obtener un empleo. No siempre hablan el idioma, tienen que cuidar de los niños, sus cualificaciones pueden no ser reconocidas, y pueden sufrir graves traumas.

Para ayudarles, la UE ofrece cursos de idiomas y formación, así como guías en ucraniano sobre cómo acceder al mercado laboral. Así, ayuda a los empresarios comunitarios a entender y reconocer las cualificaciones ucranianas y ha traducido, al ucraniano, el denominado Europass, con el que los usuarios crean un currículum para poder utilizarlo en gran parte de Europa. También está poniendo en marcha un ‘grupo de talento’ de la UE para poner en contacto a los refugiados ucranianos con las ofertas de empleo.

La herramienta de perfil de competencias de la UE también permite el acceso en la lengua ucraniana. La herramienta ayuda a determinar las capacidades, las cualificaciones y la experiencia laboral de los refugiados, los inmigrantes y los ciudadanos de países no comunitarios que permanecen en la UE. Acto seguido, ofrece asesoramiento personalizado sobre los siguientes pasos, como el reconocimiento de sus diplomas y los lugares a los que dirigirse para recibir formación adicional y apoyo laboral. Pronto formará parte de la plataforma Europass.

¿Cómo es la situación para encontrar trabajo en Austria? Fanny Gauret lo ha averiguado.

Más de 40 000 refugiados ucranianos han decidido quedarse con sus hijos en Austria. Un permiso de residencia temporal les permite vivir y trabajar en el país.

¿Cuáles son las oportunidades profesionales para estas personas, en su mayoría mujeres con hijos? Y, ¿cómo se organiza el país para ayudarles? Fanny Gauret se reúne con dos refugiadas ucranianas, quienes le cuenten su historia.

Nos dirigimos al sur de Austria, a la región de Carintia, conocida por sus montañas y lagos. En Ucrania, Natalia era esteticista. Cuando llegó a un centro de refugiados local, los responsables de un hotel le ofrecieron alojamiento y un trabajo.

"Me gusta mucho el trabajo que tengo aquí. Hemos firmado un contrato hasta septiembre. Luego veré cuál es la situación que se ha desarrollado en Ucrania", declara Nataliia Voznyuk, ayudante de camarera.

La industria del turismo en Austria está en auge. Desde 2019 se ha duplicado el número de ofertas de empleo en el sector de la hostelería, donde muchos empresarios no encuentran personal. Para la gestora Alexandra, era obvio ofrecer habitaciones gratuitas y puestos vacantes a los refugiados ucranianos, para la temporada de verano.

"Ahora viven aquí entre sesenta y setenta personas. Veintinueve de ellas trabajan para nosotros en diferentes áreas: en la cocina, en el restaurante, en labores de limpieza, en los servicios del establecimiento, en el cuidado de los niños... Todo va bastante bien. Por supuesto, hay una barrera lingüística, pero podemos manejar la situación", afirma Alexandra Tiefenbacher, responsable de Recursos Humanos del establecimiento hotelero que ha ofrecido trabajo a Nataliia Voznyuk.

Natalia conoce algunas palabras en inglés, lo que le permite comunicarse con sus compañeros. Pero... gestionar el horario de su trabajo temporal, y cuidar de su hija de 5 años, no siempre es fácil.

"Es complicado. Aquí hay una sala de juegos para niños, pero está abierta hasta las 16:30 horas. Si tengo un turno de trabajo hasta las 23:00 horas, debo pedirle a alguien que cuide de ella", explica Nataliia Voznyuk.

En Austria, otros sectores, como la sanidad y la informática, también carecen de personal cualificado. Pero, aunque la mitad de los refugiados ucranianos registrados en el país, tienen un título universitario, les resulta difícil acceder, inmediatamente, a algunos puestos de trabajo.

De vuelta a Viena, me encuentro con otra refugiada ucraniana, Ganna, madre de 3 hijos, y profesora de alemán. La acompaño a un centro de empleo para refugiados.

"Para mí, lo más importante era encontrar plazas escolares para mis tres hijos. Y, ahora que lo he conseguido, estoy buscando un trabajo", señala Ganna Zhygun.

A Ganna le gustaría trabajar como profesora de alemán para ayudar a otros refugiados que no hablan el idioma. Pero... su diploma no está reconocido en Austria.

"Mis documentos tienen que ser traducidos, reconocidos legalmente, y homologados, aquí. Eso es un problema para mí. Se necesita mucho tiempo para ello", añade Ganna Zhygun.

El personal de la oficina de empleo ayuda a Ganna en este proceso.

"Les acompañamos a estas citas, traducimos, y prestamos ayuda donde es necesario. El objetivo es crear una amplia red, trabajar con todos los socios que cooperan, para poder prestar ayuda lo antes posible", declara Marjana Celebi empleada de itworks.

Mientras tanto, Ganna, al igual que otros refugiados registrados en Austria, recibe ayuda económica y tiene un seguro médico. 

¿Cómo puede Europa afrontar el reto de integrar, con éxito, a los refugiados ucranianos? Fanny Gauret le planteo este asunto a Sandra Leitner, especialista en movimientos migratorios.

"Si solamente se trata de la integración en el mercado de trabajo, teniendo en cuenta el aspecto cultural, la repercusión política, creo que hemos aprendido mucho de las anteriores oleadas migratorias, respecto a lo que, realmente, es importante para facilitar el acceso al mercado laboral. Se trata del idioma, de la educación, del reconocimiento de las cualificaciones... Pienso que, con todos esos elementos en orden, cualquiera puede ser bienvenido", afirma Sandra Leitner, economista senior del Instituto de Estudios Económicos Internacionales de Viena.

Para hablar de ello, Naomi Lloyd se reúne con el director de la Red europea de servicios públicos de empleo, Johannes Kopf, que tiene su sede en Viena.

Explica en su artículo que la red de servicios públicos de empleo de la UE incluye a los 27 países comunitarios, Noruega, Islandia, Liechtenstein y la Comisión Europea, y les permite compartir las mejores prácticas e intercambiar ideas y experiencias.

La red desempeña un papel fundamental en la adecuación de las competencias de los ucranianos, recién llegados, a las necesidades del mercado laboral, y ha expresado, públicamente, su solidaridad con los ucranianos, y su compromiso de apoyar a los que huyen de la guerra.

Usted es el director general del Servicio Público de Empleo de Austria. También es el jefe de la red europea. ¿Cómo está gestionando esta afluencia de refugiados ucranianos a nivel europeo?, pregunta Naomi Lloyd.

"El tema surgió pocos días después de que comenzara esta terrible guerra, cuando nuestros colegas polacos informaron a la red de que llegarían los primeros ucranianos, y que necesitarían ayuda. Esto dio lugar a una gran ola de solidaridad en los servicios públicos de empleo de toda Europa. Hay algunos estados como Suecia, Alemania... Austria también, por supuesto, que han obtenido mucha experiencia con la crisis de refugiados de 2015 y 2016, y posteriormente. Por ejemplo, en lo que respecta a la organización del proceso de reconocimiento de las competencias, o... a cómo organizar las capacitaciones individuales en su lengua materna", responde Johannes Kopf, presidente de la Red europea de servicios públicos de Empleo.

No se sabe cuánto durará esta guerra. Los ucranianos quieren volver a casa. Teniendo en cuenta esto, ¿cómo se les integra en la fuerza laboral en Europa?, quiere saber la periodista.

"Ahora mismo, la mayoría de las personas que llegan son mujeres con niños pequeños. Y, tienen diferentes necesidades, por supuesto. La más importante es la necesidad de contar con guarderías. Austria tiene que ofrecer suficientes plazas en las escuelas, en los jardines de infancia, etc. El siguiente paso es la entrada en el mercado laboral. Por supuesto, hay vacantes. Hay empresas que buscan, con ahínco, personal cualificado. Y, ahora, por ejemplo, tienen la esperanza de encontrar expertos en informática, procedentes de Ucrania. Pero no me gusta mezclar los temas del asilo, o los refugiados, con las necesidades del mercado laboral. Es mejor integrar a todas estas personas que limitarse a pagarles una serie de prestaciones sociales. Pero, primero, y esto es lo más relevante, se trata de una cuestión humanitaria", concluye Johannes Kopf.