Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.
Última hora

La boda de Meghan Markle y el príncipe Harry, un cuento de hadas moderno

La boda de Meghan Markle y el príncipe Harry, un cuento de hadas moderno
Euronews logo
Tamaño de texto Aa Aa

Después de una relación a larga distancia, 2018 fue el año en que el Príncipe Harry, uno de los solteros más deseados del mundo,dejó de estar disponible tras proponerle matrimonio a la actriz estadounidense Meghan Markle.

"Fue una sorpresa increíble. Fue muy dulce, natural y muy romántico. Se arrodilló" declaró Meghan Markle.

Durante su compromiso, Meghan aprendió rápidamente las normas de la vida real moderna recorriendo el Reino Unido y utilizando sus aptitudes como actriz.

Pero su camino hacia el altar no ha sido sencillo. En una declaración pública, y con una sinceridad sin precedentes, el Príncipe Harry tuvo que defender a su futura esposa de grupos racistas en los medios de comunicación.

En la vida privada, diversos problemas con el padre de Meghan amenazaron con ensombrecer el gran día. Pero al amanecer, cientos de miles de personas se acercaron al Palacio de Windsor y millones de espectadores de todo el mundo vieron por televisión al Príncipe Carlosacompañando al altar a Meghan para celebrar una boda real como ninguna.

La nueva Duquesa de Sussex es la segunda americana en contraer matrimonio con una persona de la familia real británica y la primera de raza mixta.

Defensora de los derechos de las mujeres y las minorías, la duquesa visitó a título privado a las víctimas de la Torre Grenfell antes de revelar su participación en la elaboración de un libro de recetas de cocina para ayudar a los afectados del incendio en el que murieron 71 personas.

La Duquesa también llevó a cabo algunos compromisos reales tradicionales. Tanto ella como el Duque manifestaron su deseo de concentrar sus esfuerzos en la Commonwealth, algo que Meghan deberá dejar a un lado por un tiempo. La pareja anunció durante su primera visita a Australia que serán padres la próxima primavera.

Meghan Markel cambió el escenario por la Familia Real en 2018, pasando a tener una audiencia global y constante. Los asesores de la casa real británica esperan que este cuento de hadas moderno le dé un soplo de viento fresco a la monarquía y que ayude al Reino Unido a fortalecer tras el Brexit las relaciones transatlánticas y con la Commonwealth.

Meghan ha descubierto que la vida de la realeza tiene sus limitaciones con la prensa amarilla y que el "vivir felices y comer perdices" es un duro trabajo para una princesa moderna.