Última hora

Última hora

Tailandia no repatriará a una saudí que huye de su familia y ha pedido asilo

Tailandia no repatriará a una saudí que huye de su familia y ha pedido asilo
Tamaño de texto Aa Aa

Tailandia ha dado marcha atrás y, finalmente, no expulsará a una joven saudí que huye de su familia y ha pedido asilo. Rahaf Mohammed Al-Qunun, de 18 años, se atrincheró en su hotel para evitar ser repatriada. Asegura que huye de su familia, que dice la ha sometido a abusos, incluidas palizas y amenazas de muerte.

Huyó aprovechando una visita a Kuwait, donde no necesitó la autorización de un familiar varón para salir del país. Su destino era Australia, aunque en su escala en Bangkok fue retenida por problemas con su visado.

"No salgo de mi habitación hasta que vea al ACNUR. Quiero asilo", asegura la joven saudí en un vídeo en Twitter.

"No tengo otra opción", asegura.

Al-Qunun no fue obligada a subir al avión que esta mañana debía llevarla de vuelta a Kuwait.

Human Rights Watch (HRW) exige a las autoridades tailandesas que permitan a la joven ponerse en contacto con la agencia de la ONU para los refugiados y que acaten su decisión.

"Deben permitir que el ACNUR tome una decisión sobre si es o no una refugiada y si puede quedarse. En su defecto, Tailandia debe permitirle seguir camino a Australia, devolverle el pasaporte y asegurarse de que está lista para marcharse. Tiene un visado australiano válido. Ambas cosas estarían bien. La cuestión es que no debe ser deportada a Arabia Saudí, no debería ser devuelta a un lugar peligroso", ha declarado Phil Robertson, subdirector de Human Rights Watch en Asia.

Las mujeres en Arabia saudí carecen de derechos. No pueden tomar decisiones sin el consentimiento de sus padres, maridos, hermanos o hijos varones.