Última hora

Última hora

Cómo hacer feliz a una supercomputadora

Cómo hacer feliz a una supercomputadora
Tamaño de texto Aa Aa

¿Cómo haces feliz a un superordenador? Estas máquinas ultrapotentes necesitan cuidados especiales para que funcionen a la perfección.

El responsable del centro de supercomputación IT 4 Innovation de Ostrava, en la República Checa, nos lo explica.

"Las supercomputadoras se encuentran normalmente en salas de datos", comenta Vit Vondrak. "Es muy importante mantener un ambiente muy específico. Sobre todo es necesario mantener el aire bastante fresco. Otra cosa importante es el sistema de prevención de incendios. En nuestro caso somos un centro de supercomputación único porque empleamos un sistema de prevención de incendios con reducción de oxígeno. Significa que intercambiamos oxígeno del aire con nitrógeno. Así, en lugar del habitual 21% de oxígeno que hay en el aire que respiramos, tenemos el 15%. Es suficiente para hacer imposible que se genere allí un incendio. Por ejemplo, si entras en nuestra sala de datos con una vela encendida la llama se apaga.

Nuestro sistema es muy especial porque reutilizamos el calor que genera la supercomputadora para calentar nuestro edificio. Es muy ecológico reutilizar el calor del superordenador. Lo empleamos para calentar las salas y también el agua".