Última hora

Última hora

La primera ministra británica y el líder de la oposición buscan una solución rápida al Brexit

La primera ministra británica y el líder de la oposición buscan una solución rápida al Brexit
Tamaño de texto Aa Aa

Reunión a contrarreloj entre la Primera Ministra, Theresa May y el líder de la oposición, Jeremy Corbyn. Ambos se han citado tras la sesión semanal de preguntas en la Cámara de los Comunes. Durante las cuestiones han expuesto su voluntad de encontrar una vía de escape al bloqueo político que llevaría a la salida abrupta del Reino Unido.

Theresa May ha señalado: "en realidad hay una serie de ámbitos en los que estamos de acuerdo en relación con el Brexit. Creo que ambos queremos alcanzar un acuerdo para salir de la UE, queremos proteger el empleo, queremos poner fin a la libre circulación, y ambos reconocemos la importancia del acuerdo de salida. Ahora lo que queremos es encontrar una forma de avanzar que cuente con el apoyo de esta Cámara y que cumpla con el Brexit"

Reino Unido debe aportar un plan antes de la cumbre europea del 10 de abril para poder alargar la prorroga hasta el 22 de mayo.

La primera ministra de Reino Unido ha destacado: "lo que quiero ver ahora es que encontremos una postura común en toda la Cámara respecto al acuerdo de retirada, un acuerdo que nos permita salir el 22 de mayo, que nos permita no tener que celebrar esas elecciones parlamentarias en Europa, pero solo podemos hacerlo si nos reunimos y encontramos una forma de avanzar que esta Cámara esté dispuesta a apoyar".

El líder laborista ha avanzado que no pondrá límites a la reunión, aunque ha destacado que su posición es la de apoyar una votación pública que evite una salida sin acuerdo.

Jeremy Corbyn ha añadido: "acojo con satisfacción la oferta de la Primera Ministra de mantener conversaciones tras las reuniones que he tenido con los diputados de esta Cámara, confío en la reunión de esta tarde, y celebro su voluntad de llegar a un compromiso para desbloquear la situación en la que está el Brexit".

La reunión ha sido cuestionada dentro de las filas de Theresa May. Algunos diputados conservadores han calificado la decisión como un "grave error".

El diputado conservador, Lee Rowley, ha preguntado: "La semana pasada, en esta sala, la Primera Ministra dijo que la mayor amenaza para nuestra posición en el mundo, para nuestra defensa y para nuestra economía es el líder de la oposición. A su juicio, ¿qué es lo que ahora le cualifica para participar en el Brexit?"

Theresa May ha respondido que toda la cámara debe estar involucrada en defender el interés nacional. Si este intento fracasa, May ya ha previsto someter a votación diferentes opciones en el Parlamento para determinar el camino a seguir.