Última hora
This content is not available in your region

Alerta por coronavirus en Corea del Sur con 100 nuevos casos

euronews_icons_loading
Alerta por coronavirus en Corea del Sur con 100 nuevos casos
Derechos de autor  AP Photo/Ahn Young-joon   -   Ahn Young-joon
Tamaño de texto Aa Aa

Después de China y de Japón, el coronavirus ha encendido todas las señales de alarma en Corea del Sur. Las autoridades han pedido a los dos millones y medio de habitantes de Daegu, la cuarta ciudad del país, que permanezcan en sus casas, tras registrarse 100 nuevos casos de Covid-19.

El número de afectados en el país asciende a 204, a los que se suma una víctima mortal en el condado de Cheongdo, cercano a Daegu, que ha sido declarado "zona de atención especial".

Las autoridades surcoreanas informaron primero de 52 nuevos casos y, apenas unas horas después, de otros 48, mostrando que el ritmo de contagio se acelera.

"Las infecciones locales han comenzado en algunas comunidades -explicó en un mensaje a la nación el primer ministro surcoreano Chung Sye-kyun-. Estamos en un momento en el que el gobierno nacional, los gobiernos locales, la gente y la comunidad médica tienen que concentrar todos sus esfuerzos y su sabiduría", pidió.

La mayoría de los nuevos casos se han registrado en una iglesia cristiana de Daegu, donde una mujer de 61 años parece que actuó como "supercontagiador" en una misa a las que asistieron un millar de feligreses el pasado domingo. Esa mujer también estuvo en Cheongdo, donde se han confirmado 16 enfermos entre el personal y los pacientes de un mismo hospital.

China asegura que la situación "está mejorando"

China asegura que la situación está "mejorando", con una reducción importante del número de contagios . Aún así, ha habido cerca de 900 en el último día y 118 muertes adicionales, de las que 115 se han registrado en la provincia de Hubei, donde la situación sigue siendo muy complicada.

La contención de la epidemia no es suficiente para la Organización Mundial de la Salud, que pide que se tomen medidas a largo plazo.

"Tenemos que encontrar un equilibrio. Necesitamos financiar soluciones simples de salud pública que pueden ayudarnos a contener el brote ahora, pero al mismo tiempo tenemos que prepararnos para cualquier eventualidad invirtiendo en la vacuna", reclamó el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

Pekín lucha contra el desprestigio provocado por el Covid-19 mostrando cómo la población se une para luchar contra la enfermedad, con imágenes de propaganda como las que muestran a policías infectados ayudando en uno de los hospitales de Wuhan.

Pero estas imágenes no hacen olvidar la represión ejercida por las autoridades chinas sobre varias figuras sociales que trataron de informar de lo que estaba ocurriendo (entre ellas, el médico que lanzó la alarma y que despu´s murió víctima del coronavirus) ni la fuerte censura sobre los medios de comunicación y las redes sociales.