Última hora
This content is not available in your region

La pandemia impide la celebración del festival Sziget

euronews_icons_loading
La pandemia impide la celebración del festival Sziget
Derechos de autor  A jogtulajdonos a Sziget fesztivál
Tamaño de texto Aa Aa

El coronavirus hace imposibles imágenes que han acompañado al verano en Budapest durante los últimos 27 años. Esta temporada, las carpas y los escenarios del fesitval Sziget no se han levantado en la isla que acoge el evento.

En lugar de la multitud de público, sólo se vieron unas pocas personas en esta calurosa mañana de viernes. Un hombre admite que "Soy y no soy feliz al mismo tiempo. Estoy feliz porque puedo pasear más al perro aquí, porque solían cerrar la isla dos semanas antes del festival, y luego limpiaban durante casi un mes después de su fin. Pero realmente no me molestaba. Vivo cerca, así que escuchaba el sonido, pero no era muy fuerte."

La pandemia borró casi toda la temporada de festivales de este año. El ahora mundialmente famoso y múltiple ganador del premio al "Mejor Festival Europeo", Sziget, no sólo se perderá en un sentido cultural. "Tiene un impacto económico increíblemente grande. El festival es un gran contribuyente, y hace una gran aportación al PIB húngaro. Este festival trae entre 100.000 y 120.000 mil turistas a Budapest cada año", asegura Tamás Kádár, director ejecutivo de la empresa organizadora.

La empresa ha tenido que despedir a algunos de sus empleados. Las gastos de marketing desde septiembre son cuantiosos, pero ahora no hay ingresos. Y el festival del año que viene también está en riesgo, porque nadie sabe cuándo se superará la pandemia.

"Este puente estaba lleno de gente hace exactamente un año. Cientos de miles de personas visitan uno de los mayores festivales de Europa. Los responsables de Sziget están organizando el evento del próximo año. Esperan no hacerlo en vano" concluye Ádám Magyar, corresponsal de Euronews en Budapest.