Última hora
This content is not available in your region

Los estrechos lazos que unen al rey Juan Carlos I con los mandatarios del Golfo Pérsico

El rey Juan Carlos  con el Sultán Ahmed al Jaber, ministro de Estado de los Emiratos Árabes Unidos en abril de 2014.
El rey Juan Carlos con el Sultán Ahmed al Jaber, ministro de Estado de los Emiratos Árabes Unidos en abril de 2014.   -   Derechos de autor  Foto AP/Kamran Jebreili
Tamaño de texto Aa Aa

El anuncio de la Casa Real española el lunes desvelando que el rey Juan Carlos I se encontraba en Emiratos Árabes después de su polémica salida de España no fue recibido con sorpresa.

A pesar de que se llevaba semanas especulando con otros posibles destinos como República Dominicana, Portugal y Suiza, las estrechas relaciones del monarca español con los mandatarios del Golfo Pérsico han sido ampliamente documentadas durante todo su reinado.

Entre sus últimos viajes oficiales de 2014, antes de abdicar en junio, figuran Emiratos Árabes, Kuwait, Omán, Baréin y Arabia Saudí.

Pero sus visitas a la región petrolera no terminaron con su salida del trono.

Juan Carlos ha viajado una docena de veces en los últimos años, entre funerales, vacaciones y eventos deportivos como el pasado mes de noviembre cuando se dejó ver en la capital emiratí, Abu Dabi, durante el Mundial de Fórmula 1.

Kamran Jebreili/AP
Juan Carlos I habla con el jeque Nahyan Bin Mubarak Al Nahyan, ministro de Cultura, Juventud y Desarrollo Comunitario de los Emiratos Árabes Unidos, en abril de 2014.Kamran Jebreili/AP

Emiratos Árabes es uno de los estados del Golfo donde la antiguo monarca goza de una gran red social por su relación de amistad con la familia real, explica el periodista Carlos Hernanz del periódico digital 'El Confidencial'.

Mohamed Bin Zayed, príncipe heredero de Abu Dabi y hombre fuerte del emirato, ha siempre ejercido de anfitrión durante las visitas de Juan Carlos I.

Y no es el único amigo del monarca español en la región. Según un artículo de El Confidencial, Baréin es el emirato que más veces ha visitado desde su abdicación y su rey, Hamad bin Isa Al Khalifa, realizó un viaje a Madrid con el único propósito de preocuparse de la salud de Juan Carlos tras su operación de corazón hace un año.

Su red de amistades se extiende también a Arabia Saudí.

Juan Carlos contaría con el inusual privilegio de ser la única persona no saudí en tener el número de teléfono del rey de Arabia Saudí, Salmán bin Abdulaziz, según reveló su hijo el príncipe heredero Mohamed bin Salman.

Junto con el príncipe Salman, el rey Juan Carlos protagonizó una polémica instantánea que le valió las críticas de varios medios españoles. Ambos aparecían juntos y sonrientes en una fotografía tomada en Abu Dhabi durante un Gran Premio de Fórmula 1 después del brutal asesinato del periodista saudí Jamal Khasshoggi.

Bandar Algaloud - Familia Real Saudí
El rey Juan Carlos junto al príncipe saudí Mohamed bin Salman durante el Gran Premio de Fórmula 1 en noviembre 2018.Bandar Algaloud - Familia Real Saudí

La estrecha relación con la familia real saudí se retrotrae a la época en la que reinaba Fahd bin Abdulaziz, hermano y predecesor en el trono del rey Salman. A su fallecimiento, Juan Carlos I pidió al Gobierno español que guardará un día de luto y mandó una nota de condolencia asegurando que les unían "estrechos vínculos de afecto y amistad". Veraneaba con él, y sus sucesores en el trono, en Marbella, al sur de España.

La amistad con los mandatarios de Arabia Saudí han marcado la trayectoria de Juan Carlos I hasta el final.

El escándalo que ha acabado por precipitar su salida del país donde reinó durante 45 años está relacionado con la adjudicación de la construcción de una línea de tren de alta velocidad entre la Meca y Medina a un consorcio español.

La Fiscalía del Tribunal Supremo investiga posibles irregularidades en la contratación como que Juan Carlos hubiera recibido millones de dólares del difunto rey Abadalá por facilitar esta operación comercial.

Victor R. Caivano/AP2008
El Rey Abdulá de Arabia Saudí y el rey Juan Carlos de España en el Palacio Pardo de Madrid, el 16 de julio de 2008.Victor R. Caivano/AP2008

Robert Hazell, profesor del centro de investigación Constitution Unit de la University College de Londres explica que las misiones comerciales han sido problemáticas en diversas familias reales.

El investigador británico cita los ejemplos del príncipe Andrés de Reino Unido, quien fue nombrado enviado comercial y recibió mucha publicidad adversa tras sus viajes a Kazajistán, o el rey Carlos Gustavo de Suecia, blanco de las críticas tras elogiar al autoritario sultanato de Burnéi durante una visita oficial.

¿Es el único rey europeo con amigos en el mundo árabe?

"Juan Carlos pudo haber tenido lazos más estrechos debido a la proximidad geográfica de España con el mundo árabe pero no es el único rey europeo que tiene tales vínculos" - explica Hazell - "en Reino Unido el príncipe Carlos ha mantenido durante mucho tiempo un estrecho interés en el Islam, y ha cultivado relaciones con la familia real saudí entre otros".

Marlene Koenig, experta en las familias reales europeas, dice que las buenas relaciones entre la familia real británica y las monarquías árabes quedan patentes en las visitas oficiales y los regalos de joyas a las Windsor, que han recibido recientes críticas.

"Los miembros de las familias reales árabes tienen hogares en el Reino Unido, envían a sus hijos a Sandhurst y a las universidades del Reino Unido", explica Koenig. "El rey Hussein de Jordania tenía un gran hogar en Inglaterra, que sigue siendo una de las residencias de la reina Noor. Verán a los miembros de las familias árabes invitados a las bodas reales, por ejemplo".

Asiduo a las carreras de caballo del Royal Ascot, el jeque Mohammed bin Rashid Al Maktoum, primer ministro de Emiratos Árabes, mantuvo una amistad de décadas con la reina Isabel II hasta que su mujer Haya protagonizó una mediática fuga a Reino Unido haciendo pública la difícil situación que vivían las mujeres de la familia.

AP Photo/Alastair Grant
La reina Isabel II de Gran Bretaña saluda al jeque Mohammed Bin Rashid Al Maktoum y a su esposa, la Princesa Haya de Jordania, en Ascot, Inglaterra, el 15 de junio de 2016.AP Photo/Alastair Grant

A pesar de que Juan Carlos está entre amigos, los medios españoles creen que Emiratos Árabes no se convertirá en su nuevo hogar.

"Estos primeros destinos en tránsito pueden estar vinculadas a resolver cuestiones que afectan a temas personales y dada su situación judicial, aunque no está imputado, pueden tener que ver con asuntos relativos a su patrimonio", explica el periodista Carlos Hernanz.

"No es un destino definitivo y eso podría haber justificado su falta de transparencia a la hora de decir dónde estaba".