Última hora
This content is not available in your region

No quieren más errores con respecto a la COVID-19 en el Tirol austríaco

euronews_icons_loading
No quieren más errores con respecto a la COVID-19 en el Tirol austríaco
Derechos de autor  Ronald Zak/Copyright 2020 The Associated Press. All rights reserved.
Tamaño de texto Aa Aa

Las autoridades del Tirol autríaco quieren reorganizar completamente su sistema de salud. Esto se debe en parte al devastador informe de la comisión investigadora sobre lo ocurrido en la estación de invierno de Ischgl, en el pasado mes de marzo. Hasta 11 000 turistas fueron afectados por el coronavirus que se extendió por toda Europa. Los partidos opositores culpan al Gobierno regional del fracaso en la gestión de la pandemia.

"La mitad del mundo sabe que se han cometido errores en la gestión de la crisis", declara el líder de la oposición, Georg Dornauer.

Las quejas han llegado hasta las más altas instancias.

"Al menos, sustituya al consejo estatal responsable de las agendas políticas y de salud o hágale dimitir", pide el socialdemócrata Georg Dornauer al gobernador de la región tirolesa.

Entretanto, el Gobierno estatal no contempla ninguna dimisión. En su lugar, se crearán nuevas estructuras, tanto en el sistema sanitario como en la gestión de crisis, bajo el liderazgo del presidente del grupo de trabajo del coronavirus.

"En cuanto a la gestión de la crisis en la región del Tirol, nos gustaría reorganizarnos y establecernos sobre una base más amplia", afirma el presidente del grupo de trabajo del coronavirus, Elmar Rizzoli.

También se revisarán los anteriores planes de crisis y emergencia. Todos los cambios mencionados han sido sugeridos en el informe de la comisión investigadora de Ischgl, que supervisa Ronald Rohrer.

"El objetivo del informe debe ser señalar los errores para que puedan ser evitados en el futuro. Por eso, este informe también tiene una larga serie de recomendaciones en su parte final", señala Ronald Rohrer, presidente de la comisión que investiga la crisis de Ischgl.

Y no solamente hay recomendaciones. También hay una larga lista de críticas como, por ejemplo, el cierre demasiado tardío de las instalaciones relacionadas con el esquí y la salida descoordinada de quienes se encontraban de vacaciones allí.

"Los turistas dejaron Ischgl y los valles del Tirol apresuradamente y sin registrarse, propagando el virus por toda Europa. Más de 1 000 de estas personas, contagiadas, se han unido a los llamados juicios de responsabilidad gubernamental, contra la República de Austria, que comenzarán en las próximas semanas, concluye Johannes Pleschberger, corresponsal de Euronews en Austria. Innsbruck