Última hora
This content is not available in your region

España espera aplanar la curva de la pandemia de COVID-19 sin recurrir al confinamiento total

euronews_icons_loading
Numerosas personas disfrutan de la playa en Barcelona ​​el domingo 1 de noviembre de 2020, mientras España sufre el embate de la segunda ola de la pandemia.
Numerosas personas disfrutan de la playa en Barcelona ​​el domingo 1 de noviembre de 2020, mientras España sufre el embate de la segunda ola de la pandemia.   -   Derechos de autor  Emilio Morenatti/Copyright 2020 The Associated Press. All rights reserved.
Tamaño de texto Aa Aa

No termina de salir el sol en España, que ha comenzado la semana con unos números estremecedores sobre la pandemia de la COVID-19: las autoridades sanitarias han sumado 55.019 nuevos contagios durante el fin de semana y 379 muertos más desde el viernes. La incidencia acumulada, la cantidad de casos positivos por cada cien mil habitantes, ha pasado de 485 a 521, y la presión de las UCIs, las Unidades de Cuidados Intensivos de los hospitales, sigue subiendo y roza ya el 28%.

La alarma cunde en algunos territorios, pero el Gobierno confía en su estrategia basada en confinamientos perimetrales, fuertes restricciones y toque de queda. Así, el ministro español de Sanidad, Salvador Illa, ha descartado el confinamiento total de 15 días solicitado por la región de Asturias. El ministro espera que con las medidas actuales se pueda aplanar la curva de una pandemia que, oficialmente, ha dejado ya 36.200 fallecidos en España y algo más de un 1,24 millones de infectados. Los últimos 240.000 han dado positivo en las últimas dos semanas.