Última hora
This content is not available in your region

Médicos y enfermeros "quemados" a causa de la COVID-19

Médicos y enfermeros "quemados" a causa de la COVID-19
Derechos de autor  AFP
Tamaño de texto Aa Aa

Pocos recursos, poco personal, muchas horas, mucha presión... La batalla contra la pandemia se está cobrando un alto precio entre los profesionales sanitarios en todo el mundo. Y no es solo por la carga de trabajo. Muchos médicos y enfermeros están traumatizados por el sufrimiento y el dolor que han visto.

En Bélgica, hablamos con una enfermera que ha aceptado un segundo trabajo: asesorar y ayudar a sus colegas.

"Cuando veo chicas en el vestuario que tienen 23, 24 años, y me dicen que vieron morir a cuatro personas esa noche, que conocen de memoria el protocolo de deceso... No es habitual fuera de las unidades de cuidados paliativos. Pienso '¿cómo les afectará?'. Es inhumano haber sido testigo de tantas muertes a esa edad. ¿Y por qué mueren esas personas en sus camas? Es porque se ha decidido no trasladarlas a cuidados intensivos porque simplemente no sabemos cómo curarlas", explica Astrid van Male, enfermera y consejera.

De enfermera a pastelera

Nolwenn Le Bronzex se encuentra entre quienes no pudieron lidiar con tanto estrés. Dejó la enfermería para convertirse en pastelera.

"Psicológicamente, la situación era muy difícil. Trabajábamos en unidades de aislamiento, con equipos de seguridad, mascarilla... Teníamos que luchar para conseguir una mascarilla, y eso fue horrible. Corrimos riesgos en cuanto a nuestra salud y la de nuestros seres queridos. Y también había todos esos pacientes... que no podían recibir visitas, estaban solos, morían solos", cuenta Nolwenn Le Bonzec, pastelera y exenfermera.

Nolwenn renunció al trabajo de enfermera que había hecho durante cinco años por su salud mental. Varios meses después de iniciar su nueva carrera, no se arrepiente de su decisión.