El heredero de Samsung, condenado a dos años y medio de cárcel por corrupción

El heredero de Samsung, condenado a dos años y medio de cárcel por corrupción
Derechos de autor Lee Jin-man/Copyright 2021 The Associated Press. All rights reserved
Por Carmen Menéndez
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

El heredero de Samsung, condenado a dos años y medio de cárcel por corrupción.

PUBLICIDAD

El heredero del imperio Samsung, Lee Jae-yong, ha sido condenado a dos años y medio de cárcel por corrupción. El tribunal de Seúl que ha dictado la sentencia considera probado que el empresario pagó sobornos en el marco de la trama de corrupción de la expresidenta surcoreana Park Geun-hye.

Tras conocer el veredicto, el poderoso empresario fue custodiado hasta prisión. Una prisión a la que vuelve menos de tres años de haber sido liberado tras anularse otra sentencia anterior contra él.

El abogado de Lee ha presentado a su cliente como una víctima del "abuso de poder de la expresidenta". Según Lee Injae, "la libertad y los derechos de propiedad de una empresa fueron infringidos. Teniendo esto en cuenta, consideramos la decisión del tribunal lamentable".

Según la sentencia, Lee pagó sobornos para que la expresidenta usara su poder para impulsar su nombramiento al frente de Samsung, dentro de la red de favores creada en torno a la exmandataria por una amiga suya, bautizada por los medios como la 'Rasputina'. Este caso sacudió los cimientos de Corea del Sur, provocando la dimisión de la presidenta Park y su posterior encarcelamiento. 

Samsung es el primer fabricante del mundo de teléfonos móviles y la empresa más importante del Corea del Sur, a la que aporta un quinto de su PIB.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Cinco años de cárcel para el heredero de Samsung

Europol identifica 821 redes criminales amenazadoras con más de 25.000 miembros en la UE

Un escándalo de corrupción sacude a Hungría y amenaza el mandato de Viktor Orbán