Última hora
This content is not available in your region

Rusia | Más de 5.000 detenidos y condenas internacionales

Access to the comments Comentarios
Por Carmen Menéndez
euronews_icons_loading
Rusia | Más de 5.000 detenidos y condenas internacionales
Derechos de autor  Alexander Zemlianichenko/Copyright 2020 The Associated Press. All rights reserved.
Tamaño de texto Aa Aa

Con más de 5000 detenidos y numerosas condenas internacionales. Así acabó este domingo en Rusia el segundo fin de semana de protestas para pedir la liberación del opositor Alexéi Navalni.

Las marchas congregaron a miles de personas en más de 140 ciudades de un extremo a otro del país, si bien las escenas más duras se vieron en Moscú. El centro de la ciudad quedó bloqueado por las fuerzas del orden, que cerraron varias estaciones de metro. Más de 1.700 personas fueron detenidas.

Los agentes antidisturbios recurrieron a gas pimienta, descargas eléctricas y el uso de porras contra los manifestantes, que gritaban, entre otras cosas, 'Putin, ladrón' y 'Libertad'.

"Los policías llegaron corriendo e inmediatamente empezaron a golpearme en la espalda con una porra. Solo caminaba con los brazos hacia abajo. No entiendo por qué me golpearon", se lamenta un joven moscovita.

"Estamos realmente hartos. He estado esperando este momento, esperado a que la gente se decida a rebelarse y manifestarse. Y supongo que esto solo es el principio. Lo que ocurra después será más duro", afirma una mujer.

Condenas de Estados Unidos y la Unión Europea

Estados Unidos ha condenado las "tácticas brutales" de la policía rusa. La Unión Europea, a través del jefe de la diplomacia, Josep Borrell, ha deplorado los arrestos masivos y el uso desproporcionado de la fuerza contra manifestantes y periodistas.

La esposa de Alexei Navalni volvió a ser arrestada, como la semana pasada, y liberada horas después.

La justicia rusa decide este martes la suerte de Navalni

El líder opositor, enemigo jurado del Kremlin, fue detenido el 17 de enero, tan pronto como puso los pies en Rusia procedente de Alemania, donde durante varios meses estuvo recuperándose de un envenenamiento con Novichok del que él acusa a Vladimir Putin.

El equipo de Navalni ha convocado otra protesta en Moscú para el martes, cuando está previsto que se enfrente a una vista judicial que podría enviarle a prisión durante años.