Última hora
This content is not available in your region

¿Qué tiene que ver un pueblo de Bosnia con la misión a Marte del Perseverance de la NASA?

Access to the comments Comentarios
Por Euronews en español
euronews_icons_loading
¿Qué tiene que ver un pueblo de Bosnia con la misión a Marte del Perseverance de la NASA?
Derechos de autor  AP Photo
Tamaño de texto Aa Aa

Este jueves será un día histórico para los mil bosnios que viven en el pueblo de Jezero.

Esperan que el aterrizaje del rover Perseverance en el cráter Jezero de Marte les dé alguna recompensa en la tierra.

Un lago como en marte

En 2019 la NASA comunicó a sus autoridades sus planes de llamar con el nombre de esta localidad a un cráter de 45 kilómetros de diámetro, que había albergado un lago igual al de las afueras de Jezero, cuyo nombre significa lago en el idioma local.

"Ha provocado distintas reacciones", cuenta Snezana Ruzicic, su alcaldesa. "Cuando recibí la carta me hizo gracia. Pensé que era una noticia falsa. Los vecinos también reaccionaron de forma diferente. Algunos pensaron que era estupendo y otros lo ridiculizaron. Hubo gente que decía nuestra alcaldesa nos llevará a marte".

Equipado con la última tecnología en aterrizaje, la NASA informa de que su rover se encamina certero hacia su meta este jueves. Un nuevo sistema de piloto automático lanzará un paracaídas y otro de escaneo lo guiará hasta un área compacta de 8 X 6,4 kilómetros, al borde de un antiguo delta de río.

Más rápido que los antiguos vehículos enviados a marte, el Perseverance atravesará Jezero recogiendo muestras de rocas y grava.

Otro rover las recuperará en 2026 y el tesoro geológico volverá a la Tierra a principios de la década de 2030. Los científicos aseguran que es la única forma de descubrir si hubo vida en un marte con agua hace tres o cuatromil millones de años.

"Nuestro viaje se originó siguiendo el agua para ver si este planeta era habitable, para encontrar complejas sustancias químicas", explica Thomas Zurbuchen, jefe de la misión científica de la NASA. "Ahora estamos a las puertas de una fase completamente nueva, de regreso con muestras, un objetivo aspiracional que ha acompañado a la comunidad científica durante decenios".

Volvemos al Jezero de Bosnia, donde se respira un aire de celebración.

Tras años de dificultades y pobreza dejados por la guerra de los años noventa, sus habitantes esperan que este acontecimiento les permita desarrollar proyectos en la zona, como campamentos juveniles.